La Coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía, Compañera Rosario Murillo, aseguró que la posición de Nicaragua en la reunión de Cancilleres del Sistema de Integración Centroamericano (SICA) es invariable.

Rosario señaló que Nicaragua dejó bien clara su posición en cuando a exigir al gobierno de Costa Rica el respeto a la soberanía nacional; el que se pongan sobre la mesa los derechos de los migrantes de los países del CA-4 (Guatemala, El Salvador, Honduras y Nicaragua), que son humillados y devueltos continuamente desde Los Estados Unidos; como también la exigencia de que se ubiquen las responsabilidades a quien corresponde, es decir, a Estados Unidos, que diseñó una ley para hacer daño a Cuba, lo cual ha sido denunciado y condenado por todo el mundo.

De la misma manera, Nicaragua dejó clara su responsabilidad frente a las familias nicaragüenses y frente a la región misma de cuidar y custodiar la seguridad.

“Consideramos que esto es para nosotros una posición de principios, invariable, no vamos a movernos de ahí. Tenemos que responder por los derechos de nuestros migrantes en primer lugar, reclamar para ellos, para tantos hermanos y hermanas que corren riesgo de muerte en su travesía hacia los Estados Unidos, trato también humanitario; reclamar para ellos todo lo que se está reclamando solamente para un grupo de personas que fueron, además, como todos sabemos, lanzadas arbitrariamente sobre nuestro territorio en lo que nuestro gobierno califica como una invasión de parte del Gobierno de Costa Rica”, explicó la Coordinadora del Consejo de Comunicación.

Rosario manifestó que la primera fase de la reunión ya ha finalizado, y que la tarde de este martes se están incorporando México, Cuba, Colombia y Ecuador.

“Están las conversaciones y ojalá se tome en cuenta lo que hemos venido planteando: que este es un problema que hay que ver con visión amplia, con sensibilidad, con compromiso y que hay que verlo integralmente; no coyunturalmente, no es un problema de hoy, es un problema de años y es un problema vigente: siguen viajando nuestros hermanos centroamericanos en condiciones de grave riesgo de sus vidas, haciendo la travesía pretendiendo llegar a los Estados Unidos. Este es un problema grande, es un problema grave que tiene que verse, como decimos, con un enfoque integral, con un enfoque integral para respuestas integrales”, subrayó.