El Gabinete de Producción, Consumo y Comercio presentó el Plan de Aseguramiento Policial del Ciclo Productivo del periodo comprendido entre noviembre 2015 y mayo 2016, a representantes de los diversos sectores productivos del país.

El Segundo Jefe de la Policía Nacional, Comisionado General Francisco Díaz, explicó que el plan se desarrollará con especial atención a los rubros de café, caña de azúcar, maní, ajonjolí, banano, plátano, cacao, naranja y la cosecha de camarones.

La Policía Nacional movilizará para tal efecto a unos 4,500 policías en los departamentos que producen estos rubros, articulándose con diversas instituciones gubernamentales respondiendo al Modelo de Alianzas, Diálogo y Consenso.

“Esta alianza con los productores, los trabajadores agrícolas y las principales instituciones de nuestro gobierno, que son los que inciden en el tema de la producción”, afirmó el Comisionado General.

Buenos resultados

Los representantes de los sectores productivos expresaron por su parte, que este modelo de alianzas ha tenido grandes resultados en los años anteriores y confían en fortalecerlo para seguir avanzando en rutas de prosperidad.

“Hemos venido en las conversaciones con el sistema de Producción, Consumo y Comercio desde hace rato hablando y evaluando la producción y cómo van los avances del ciclo. Ya la cosecha de postrera está saliendo, el café está saliendo, la caña de azúcar ya está empezando la zafra, el maní no tarda en salir […] es necesario entonces que la Policía y el Ejército en algunos casos pueda mantener una estricta vigilancia para que nos dé la posibilidad de que podamos cosechar”, apuntó Álvaro Fiallos, presidente de la Unión Nacional de Agricultores y Ganaderos (UNAG).

Al respecto, afirmó además que esta alianza permanente ha producido mayores fortalezas y ahora los esfuerzos se han orientado al resguardo de todas las cosechas en cada rubro, de acuerdo a las orientaciones del Comandante Daniel Ortega, Presidente de Nicaragua.

En ese sentido, Michael Healy Lacayo, Presidente de la Unión de Productores Agropecuarios de Nicaragua (UPANIC), destacó la relación con las autoridades de la Policía Nacional y el Ejército de Nicaragua se han venido subsanando la problemática histórica que ha surgido en el proceso productivo de los diferentes sectores.

“Esperamos que este año también sean subsanados. Ahora el café es peligroso porque estás en la montaña y hay muchas bandas a veces que tratan de robarle a los productores y el Ejército en ese sentido está bien coordinado, el cual le están dando seguimiento y protección, no sólo para lo que es la cosecha, sino para el pago de planilla”, expuso.

Healy aseguró que el país ha sido golpeado dos años consecutivos por la escasez de lluvias y que es vital el cuido de la producción, para lo cual se han dispuesto a plegarse a todas las medidas adoptadas por las autoridades.

Por su parte, Salvador Castillo, presidente de la Federación de Asociaciones Ganaderas de Nicaragua (FAGANIC), aseguró a estas alturas la situación ha cambiado grandemente, pues los resultados negativos que se esperaban no fueron tantos.

“La lluvia que cayó en el mes de octubre, eso nos ayudó muchísimo, ya tuvimos retoños y posiblemente tengamos reserva para la época de verano y no solamente eso, sino que nos ha servido muchísimo para sembrar el pasto de corte para que nosotros nos podamos preparar para la época de verano”, afirmó, diciendo al mismo tiempo que se espera un 3% de crecimiento en cuanto a la exportación.

Estos resultados alentadores son precisamente los que se pretenden resguardar a través de las mesas de diálogo entablada por el Gobierno Sandinista.

“Nosotros como productores nuestra principal misión es buscar cómo trabajar y producir, pero también necesitamos la garantía de lo que es la seguridad”, explicó.

A la vez, manifestó que el acercamiento con la Policía Nacional y el Ejército de Nicaragua, que garantiza el éxito del plan de seguridad en el campo ejecutado los 365 días del año, necesita mayores reuniones con los productores a través de asambleas en los territorios para ir obteniendo más y mejores resultados cada vez.