Productores de maní sostuvieron un encuentro con el Gabinete de Producción, Consumo y Comercio para evaluar alternativas que ayuden al sector a mejorar las capacidades productivas ante la amenaza que presenta el cambio climático.

Martín Argüello, representante ADAL y Upanic, explicó que producto de la escasez de lluvias en el corredor seco, los productores de maní podría ver una disminución en la cosecha.

“Por efecto de las sequías y las afectaciones en los diferentes lugares hemos estimado que la producción andará por los tres millones y medios de quintales. Esto es una merma considerable de un trece a quince por ciento, que es más que nada la afectación que se da en el corredor seco”.

Argüello resaltó que a pesar de esta considerable baja, el comportamiento hasta la fecha es normal y garantiza la producción.

“Es importante resaltar que hay una gran cantidad de maní con un comportamiento bastante normal con un año tan anómalo. Venimos trabajando buscano recursos, buscando un plan nacional de riego a mediano y largo plazo”, sostuvo.

Las expectativas para la cosecha de maní es de 60 mil manzanas sembradas y de 4.2 millones de quintales en todo el país.

Sergio Maltes, explicó que estas reuniones con autoridades de gobierno han permitido plantear alternativas que beneficien al sector industrial y productivo.

“Estamos viendo con el gobierno un plan en conjunto para ver cómo se pueden abaratar costos de la energía, también si se puede hacer una renovación de suelos, riego, entre otras cosas, para poder salir favorecidos tanto el sistema industrial como los productores”, señaló.

Maltes dijo que tendrán una próxima reunión el 9 de diciembre.