Al recordar a ese ser que ya partió de este mundo, la nostalgia invade a miles de pobladores en este 2 de noviembre, una fecha en la que se conmemora a los Fieles Difuntos.

Al llegar al cementerio Carolina Calero, ubicado en la Zona II de Ciudad Sandino, la mayoría de los pobladores no pueden contener las lágrimas al recordar con admiración, nostalgia y amor a ese ser que para ellos siempre vivirá en sus corazones.

La edad no importa, lo principal es la voluntad, el amor y disposición de visitar a ese ser querido, así lo demuestra doña Salvadora Arrollo de 80 años.

“Vengo desde temprano a ver a mi mamá, recordando con cariño y amor al tesoro que me dio la vida; ella fue mi mejor amiga, yo nunca dejé a mi mamá por nadie”, afirmó.

Doña Salvadora agregó que esos hijos que tienen a su madre viva deben de cuidarla, estimarla y respetarla ahora que la tienen vida.

Aunque don Dionisio Ruiz Quiroz no puede permanecer mucho tiempo de pie, en este 2 de noviembre dejo a un lado su silla de rueda para enflorar a su amada esposa, a quien recuerda como una excelente mujer que siempre se mantuvo en las buenas y malas a su lado.

Desde las primeras horas de la mañana, Carla Vanessa Castillo llegó con toda la familia al cementerio Carolina Calero, para limpiar y pintar la tumba de su abuelita.

“Nuestros [email protected] son las personas que nos enseñan muchas cosas y que no se olvidan, los recordamos con dolor, son 8 años que todavía nos hacen falta, expresó Castillo.

Es un santuario adornado con flores, peluches, juguetes y fotografías, doña Ana Cardenas López recuerda con tristeza su hijo que falleció a los 19 años.

“Mi hijo tiene 2 años que partió de este mundo, el era mi tierno, el que me ayudaba… lo recuerdo día y noche y no solo vengo los 2 de noviembre, vengo cada vez que puedo”.

Limpieza y seguridad garantizada

Con la presencia notoria de los agentes del orden, las familias pueden comprar flores en los diferentes establecimientos con total tranquilidad.

Por su parte la Alcaldía de Ciudad Sandino también realiza limpieza en las diferentes calles, haciendo un llamado a la población a depositar la basura en su lugar, para contribuir a un ambiente más limpio en este cementerio, visitado por miles de familias que llegan a recordar a sus deudos.