El ministro de Relaciones Exteriores de Bolivia, David Choquehuanca, afirmó hoy que su país desea tender lazos de hermandad con Chile para lo cual debe existir el diálogo.

En declaraciones a la prensa, Choquehuanca, que llegó anoche a esta capital en visita privada, declaró que respecto a la demanda boliviana de una salida soberana al mar, "no tengo dudas de que nos asiste la razón".

La Corte Internacional de Justicia ha sido clara en su primer pronunciamiento y no se cuales son los criterios chilenos de interpretar otras cosas. De todas formas, nuestra voluntad es negociar, enfatizó.

El jefe de la diplomacia boliviana adelantó su apretada agenda apenas arribó a Chile y se dirigió a la Casa Bolívar aquí, donde realizó una charla sobre el modelo de su Gobierno del Vivir bien.

Se refirió a la importancia de buscar la armonía con la naturaleza y en un brindis con vino chileno derramó parte del contenido en el suelo, como símbolo de ofrenda a la Pachamama.

Luego regaló a la Casa Bolívar una copia del diario de Ernesto Che Guevara, en tanto recibió una camiseta verde con la imagen de una mujer mapuche ofreciendo un barco de papel y la leyenda "Mar para los pueblos".

En uno de sus intercambios con periodistas, Choquehuanca respondió a la radio Bio Bio acerca de sus nexos con su homólogo chileno Heraldo Muñoz.

"No hay una comunicación fluida. Yo creo que la misión de un canciller es construir puentes, es construir la hermandad entre las naciones. Y para construirlos tenemos que tener la capacidad de superar cualquier escollo", apostilló.

En la jornada de hoy tiene contemplado celebrar una ceremonia espiritual de significación de una piedra chakana -símbolo milenario para los pueblos indígenas- ubicada a los pies del Cerro Santa Lucía.

A continuación se reunirá con comunidades mapuches y en la tarde ofrecerá una charla en la Universidad de Santiago.

Se prevé una conferencia de prensa en horas de la noche.