A partir del primero de noviembre, productores de perecederos como el tomate y la chiltoma, serán comercializados en los mercados de todo el país utilizando los parámetros internacionales de medida, estableciendo la venta de los mismos por libra y no por volumen, a como tradicionalmente se ha hecho en nuestro país.

Los productores y comerciantes de este rubro se mostraron satisfechos ante los acuerdos, mismos que beneficiarán en gran manera a los consumidores, quienes obtendrán los productos a precios justos y las cantidades establecidas, lo cual no afectará la adquisición de los mismos.

“Los acuerdos firmados junto al gobierno son satisfactorios para todo el sector, nuestros puntos de vistas fueron tomados en cuenta hasta llegar a un consenso, el respaldo del gobierno es fundamental porque hemos logrado garantizar el bienestar de los productores, comerciantes y consumidores” dijo Edelberto Maradiaga, miembro de la Comisión Hortícola Nacional.

Con los acuerdos firmados, la comercialización de tomates y chiltomas se hará de tal manera que el peso de los envases en los que tradicionalmente se comercializan los productos no sea tomado en cuenta al momento de la venta, es decir que se ha establecido un peso de cuatro libras para las cajillas de tomates, y las chiltomas de tamaño grande se venderán en cajillas o mallas de 40 libras solo de producto, la chiltoma criolla, se comercializarán en cajas tomateras de 37 libras, equivalentes a dos bidones.

“Con las nuevas medidas a tomar estamos dando prioridad a nuestra clientela, el establecimiento de la comercialización por libra no va a afectar a nuestro pueblo, queremos que sepan que las ventas van a seguir de tal manera que en sus platillos no falte el tomate ni la chiltoma” dijo José Luis Hernández, comerciante del Mercado Mayoreo.

“Nuestras opiniones fueron tomadas en cuenta al momento de llegar a una toma de decisiones, vamos a estar atendiendo al consumidor siempre con una cantidad justa y merecida, aún cuando el producto se encuentre en los recipientes tradicionales como la cajilla y baldes, siempre van a tener una cantidad justa y bien pesada” refirió Juana Marín, comerciante de Masaya.

La disposición de gobierno que los diversos sectores productivos lleguen a un consenso el cual no afecte a la población y a ellos como tal, es valorado de satisfactorio por parte de las organizaciones de productores, quienes a su vez afirman, que las políticas del Buen Gobierno Sandinista han permitido una vez más la satisfacción de los productores de nuestros país.

“A través del diálogo se vienen solucionando muchos problemas, hemos venido trabajando junto al gobierno en el asesoramiento del sector productivo, la cadena de productores salió favorecida luego de este encuentro, todos están contentos. El consumidor va estar recibiendo lo que realmente merece por lo que está pagando” dijo Michael Healy, presidente de Upanic.

“Nos sentimos satisfechos de la práctica de consenso y alianzas que caracterizan a nuestro modelo, el cual nos lleva al desarrollo económico y social, acá se ha manifestado el diálogo y entendimiento, beneficiando de manera general al pueblo nicaragüense” finalizó Orlando Solórzano, titular del Ministerio de Fomento, Industria y Comercio (MIFIC).