La jornada “Orgullo de mi país: Nicaragua, bendita, linda y siempre libre”, que lleva adelante con civismo y patriotismo el Gobierno del Comandante Daniel Ortega Saavedra y la Compañera Rosario Murillo, continuó proyectando alrededor del mundo nuestro acervo cultural, en todos sus ámbitos, esta vez recibiendo elogios en Finlandia con producciones de cine dirigidas por nicaragüenses.

“Boceto a carboncillo de la capital sincopada”, documental de 15 minutos del joven director nicaragüense Marcel Jaentschke, y “La Parka”, corto de 29 minutos dirigido por el también nicaragüense Gabriel Serra, nominado al Oscar 2015 en la categoría de Mejor Cortometraje Documental, llevaron a los teatros de Helsinki la magia y colorido del séptimo arte de la tierra de Darío y de Sandino.

Ambas cintas, participando en la sección “Nuevos Talentos”, se exhibieron con éxito en el Festival de Cine Latinoamericano (Cinemaissí), celebrado del 22 al 25 de octubre en la capital finlandesa, en un ambiente festivo caracterizado por la fraternidad fino-latinoamericana.

Más de un centenar de asistentes en la inauguración del Festival, el pasado 22 de octubre, en el céntrico Teatro Maxim, degustaron bebidas y bocadillos tradicionales nicaragüenses, una muestra de nuestra gastronomía que, como preámbulo de la noche de gala, satisfizo con creces el paladar de los entusiastas cinéfilos, los que asimismo disfrutaron durante cuatro días de un excelente menú cinematográfico, en el que sobresalieron las realizaciones de los directores pinoleros.

Marcel Jaentschke (Managua, 1992), joven cineasta y escritor, expresó al embajador nicaragüense en Finlandia, Ricardo Alvarado: “Estamos haciendo buen cine en Nicaragua. Hoy tenemos mucho más espacios y oportunidades para crear. Nos encontramos produciendo, entre otros géneros, cine ficción, cine experimental, como el documental que dirigí, un esfuerzo motivado por el deseo de contribuir con su grano de arena a la tarea de rescatar, y llevar a la pantalla, la historia inédita de nuestro país”.

Un grupo de expertos seleccionó el trabajo de Jaentschke por su singularidad, meticulosidad y por situarse “a medio camino entre el documental y el cine-ensayo, el metraje encontrado, donde las imágenes de archivo y el soliloquio se entremezclan en una atrevida visión de la capital nicaragüense: Managua”.

“La Parka”, por su parte, dirigida por otro talentoso joven, Gabriel Serra (Managua, 1984), con su metáfora moral e impactante dramatismo demostró en Finlandia por qué fue nominada al Oscar. En su debut en el país nórdico estuvo presente la embajadora de México en Helsinki, Norma Pensado, quien coincidió con el embajador Alvarado en señalar que “la dirección y fotografía de ‘La Parka’ tienen gran clase, su contenido estremece”.

Los cortos de Jaentschke y Serra representaron dignamente el legado del cine en Nicaragua, actividad que, de acuerdo con registros históricos, se inició hace ciento quince años con una proyección en el memorable Teatro Castaño, el primero que hubo en la vieja Managua.

En los años ochenta, el celuloide nacional alcanzó su máximo esplendor de la mano de la encomiable labor del Instituto Nicaragüense de Cine (INCINE) y de la Cinemateca Nacional. Cineastas finlandeses, en esa época, produjeron en nuestro país varios documentales, como “Nicaragua Yrittää” (Nicaragua se esfuerza, 29 minutos, 1985), “Kirkko Köyhien Puolella" (La iglesia a favor de los pobres, 35 minutos, 1986), entre otros.

La jornada “Orgullo de mi país” continuará su periplo cultural en Finlandia con una exhibición de arte contemporáneo nicaragüense, a inaugurarse la primera semana de noviembre, en el Palacio Municipal de la ciudad de Jyväskylä.

Simultáneamente, un creciente número de colaboradores y admiradores de Nicaragua en Irlanda, Dinamarca, los países bálticos, entre otros puntos del orbe, como resultado de sus imperecederas experiencias en nuestra tierra, ofrecen el testimonio de sus vivencias y comparten espontáneamente con sus connacionales, invitándoles a visitar nuestro país, sus inolvidables impresiones sobre nuestros paisajes, tradiciones, logros sociales y económicos, la originalidad de nuestra patria y el calor humano de nuestro pueblo.