El embajador de Taiwán Rolando Chuang y el delegado presidencial en temas de inversiones, General Álvaro Baltodano, ratificaron el compromiso de ambas naciones de profundizar las relaciones bilaterales y particularmente las comerciales, las que tienen un gran potencial en diversos campos.

Durante una sesión de trabajo de la Cámara Empresarial Taiwanesa Nicaragüense, denominada “Oportunidades de Comercio Bilateral Nicaragua-Taiwán”, celebrado en el Club Terraza en Managua, el diplomático brindó una semblanza económica de su país y los resultados obtenidos a partir de la firma del Tratado de Libre Comercio entre Nicaragua y Taiwán (firmado en el 2006 y que entró en vigencia en el 2008), que dejó una balanza comercial de un poco más de 130 millones de dólares en el 2014, cifra que puede ser rebasada año con año.

En el encuentro, el General Baltodano brindó una conferencia llamada “Nicaragua Transformada: Crecimiento, Productividad, Energía y Logística”, en la que destaca las razones por las cuales nuestro país ha mantenido un crecimiento constante en los últimos años, a pesar del inestable contexto económico internacional.

Chuang ratificó que Taiwán está interesada en seguir comprando productos a Nicaragua, principalmente mariscos, café, cacao, carne y muchos otros que están en una lista que sobrepasa los 5,700 productos y de los cuales arriba del 60 por ciento gozan de cero aranceles.

Resaltó que Nicaragua, por su posición geográfica, es una plataforma que puede llegar a más países y muchas más naciones pueden tener interés en invertir. Nicaragua logró exportar el año pasado unos 83 millones de dólares e hizo importaciones por el valor de 46 millones, para una balanza comercial de un poco más de 129 millones.

Indicó que Taiwán ha dado prioridad a las naciones latinoamericanas, pero Nicaragua es la única nación que no tiene límites para vender las toneladas de carne que desee, además puede exportar hasta 250 toneladas de maní, exenta de aranceles, así como otros productos.

Recordó a los empresarios nicaragüenses que su país tiene exportaciones arriba de los 500 mil millones y que la población tiene gran poder adquisitivo, algo que debe ser aprovechado por los productores nicaragüenses en incrementar su oferta hacia su país.

Recomendó mejorar la productividad del país, fortalecer la industria para agregar valor a los productos y estimular la inversión directa extranjera. Manifestó que las mayores inversiones de Taiwán están en China, pero que un 30% de esos empresarios están pensando marcharse y están viendo a América Latina como una opción, siendo Nicaragua uno de estos.

Nicaragua cumplirá sus metas en inversión

En tanto el General Baltodano manifestó que a dos meses y 15 días que concluya el 2015, las proyecciones hacen indicar que Nicaragua tendrá inversiones directas superiores a los 1,500 millones de dólares y que en las Zonas Francas se finalizará el año con 110 mil empleos.
Indicó que el sector industria, financiera, servicios, minas, comunicación y energía, son los principales rubros en que se está invirtiendo.

Subrayó que las exportaciones hacia Taiwán crecieron de los 8 millones del 2006 a los 82.7 millones en 2014, lo que refleja un crecimiento de 859%, siendo los responsables el azúcar, el maní, la carne bovina, el café, los camarones.

En materia de inversiones, destacó que Nicaragua ha tenido la tasa de crecimiento de inversiones directa más alta que cualquier otro país de Centroamérica, aumentando un 279% desde el 2007. La inversión proveniente de esa nación desde el 2012 al 2014, el sector de industria ha recibido el 93% de los flujos de Taiwán en Nicaragua, el 85% de estos se ejecutaron bajo el régimen de zonas francas, el resto va dirigido a turismo, comercio y pesca.

Destacó que la inversión directa por países ha crecido desde el 2007, año en que 22 países invirtieron en Nicaragua, pero esa cifra creció a 18 países más, ya que en el 2014 se contabilizaron 40 naciones.

Las exportaciones nicaragüenses son las más de cualquier otra nación centroamericana, duplicándose entre 2007 y 2014. En los últimos 5 años las exportaciones hacia Taiwán crecieron un 160%, en tanto las importaciones crecieron un 80%.

Igual se ha incrementando en turismo en Nicaragua, ya que incrementó en más del 66% en relación al 2007, lo que hizo aumentar los ingresos en un 75%.

En la conferencia brindada por Baltodano se presentaron diversos empresarios aglutinados en el COSEP, la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (AMCHAM) y de otros grupos empresariales.

Puntualizó que estos números positivos se deben a tres pilares fundamentales, uno relacionado a la estabilidad macroeconómica que ha sido reconocida por el FMI, Banco Mundial, BID y otros organismos. Igual se destaca que Nicaragua ha tenido un balance fiscal saludable a la par del crecimiento económico.

El segundo pilar ha sido la estrategia de lucha contra la pobreza que impulsa el Gobierno Sandinista para dar protagonismo a una serie de sectores sociales, particularmente a los más vulnerables. El tercer pilar ha sido la seguridad ciudadana y humana que goza la nación, razón que ha permitido que muchos empresarios de todo el mundo busquen como invertir en Nicaragua, atraídos también por las reglas claras en materia jurídica.

“Los nicaragüenses estamos trabajando juntos por el futuro, nuestro gobierno liderado por el comandante Daniel Ortega desde el 2007, ha implementado un modelo muy exitoso de alianza y consenso con el sector privado, los inversionistas extranjeros, productores y trabajadores, es decir una alianza a nivel nacional”, destacó Baltodano.

Baltodano manifestó que Nicaragua también está haciendo grandes esfuerzos por cambiar su matriz energética y por mejorar su infraestructura en carreteras, puentes y aeropuertos, de tal manera de hacer más atractivo el país.