El Presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) José Adán Aguerri, destacó el reinicio de operaciones en la Mina El Limón, señalando que con ello la comunidad vuelve a la normalidad.

En declaraciones a medios nacionales, Aguerri informó que "estamos en seguimiento permanente, ayer entró a las 2:30 de la tarde el molino a operar. Los procesos industriales iniciaron en la tarde también, posteriormente los turnos han estado siendo atendidos con más del 80% del personal... nos hemos comunicado y nuevamente el turno de la mañana también está con un 80% del personal, así que el mineral está siendo transportado, el molino está operando, los procesos están en marcha y el 80% de los trabajadores están ya operando".

"Eso es una noticia para nosotros importante de que no se siga afectando la empresa, que no se siga afectando la comunidad. Ayer se les pagó a los trabajadores, a partir de la tarde se entregó el bono de producción del mes de septiembre y esto fue importante porque esto le vuelve a dar vida a la gente que estaba sin plata, que no había podido tener la posibilidad de pagarse sobre su trabajo que ya había desarrollado y esperamos que esto ayude también para que la comunidad vuelva a la normalidad", agregó.

Aguerri señaló que la empresa está haciendo una valoración sobre las pérdidas ocasionadas durante los 21 días que la mina estuvo sin funcionar. Dijo que las pérdidas podrían superar el millón de dólares.

También informó que de los tres sindicatos de trabajadores que hay en la mina, dos están operando en su totalidad, y respecto al tercero todavía se están haciendo esfuerzos para que vuelvan a trabajar.

"La empresa lo que le está planteando a este sindicato es que vuelvan a trabajar, que vuelvan a la normalidad y que trabajando se tendrá que volver a dar el acercamiento entre la empresa y el sindicato", comentó.

El Presidente del Cosep resaltó la importancia del modelo de diálogo y consensos para solucionar cualquier tipo de diferencias.

"No hay violencia buena, todas las violencias son malas. No hay, en este sentido que manipular lo que significa destrucción, lo que significa muerte es malo. No hay nada que justifique el ataque contra las personas y contra la propiedad privada y propiedad pública por más situación que consideren los afectados, cualquier diferencia tiene que ser por la vía del diálogo y el consenso, y eso es a lo que nosotros siempre vamos a estar dirigiéndonos: a invitar al dialogo y el consenso, al diálogo y al consenso no después de destrucción, al diálogo y al consenso antes de la destrucción", valoró.