El Gobierno suizo acordó hoy la extradición del dirigente deportivo nicaragüense Julio Rocha a Estados Unidos, implicado en el caso de corrupción que mancha a la Federación Internacional de Fútbol (FIFA).

Rocha, antiguo titular de la principal entidad futbolística de su país, fue detenido en la ciudad helvética de Zurich el pasado 27 de mayo al mismo tiempo que otros seis directivos de la FIFA y continúa encarcelado desde entonces a la espera de su entrega a las autoridades estadounidenses.

Los abogados del nicaragüense tienen ahora 30 días para apelar la decisión del gobierno suizo, y en caso que decidan hacerlo, el Tribunal Penal Federal de la nación europea tendrá la última palabra.

La demanda formal de extradición fue transmitida el 1 de julio de 2015 y se basa en un mandato de arresto internacional solicitado por una Fiscalía de Nueva York el pasado 20 de mayo.

A Rocha se le acusa de haber exigido y aceptado sobornos por un importe de 150 mil dólares para sí mismo y para otro funcionario futbolístico en la venta de los derechos de comercialización a una empresa de marketing deportivo estadounidense, en ocasión de los partidos clasificatorios de Nicaragua para el Mundial de Rusia-2018.

Esos delitos son considerados en Suiza como actos de competencia desleal castigados en el derecho helvético.

El 10 de agosto de 2015 Nicaragua también solicitó a Suiza la extradición de Rocha por acusaciones prácticamente idénticas.

Poco después, el dirigente accedió a ser entregado a las autoridades de su país por lo que el Ministerio de Justicia autorizó el 14 de agosto de 2015 dicha petición, pero la supeditó a la decisión entorno a la solicitud estadounidense.

El ministerio suizo ha decidido ahora que Rocha, quien dirigía la Oficina de Desarrollo de la FIFA para México, Centroamérica, República Dominicana, Cuba y Puerto Rico, debe ser extraditado en primer lugar a Estados Unidos.

De los siete detenidos el 27 de mayo, solo uno ya se encuentra en Estados Unidos: el exvicepresidente de la FIFA Jeffrey Webb, quien aceptó ser enviado a Nueva York el pasado julio.

Suiza ha autorizado la extradición del extitular de la Federación Uruguaya de Fútbol, Eugenio Figueredo, del antiguo responsable de la disciplina en Venezuela, Rafael Esquivel, y del exmáximo dirigente del balompié costarricense, Eduardo Li.