Los fieles devotos de Masaya celebraron este martes a San Miguel Arcángel con una solemne jornada durante la cual agradecieron con mucho colorido la gran cantidad de favores concedidos a las familias de la Ciudad de las Flores.
Las actividades iniciaron en horas de la mañana con una solemne misa y posteriormente acompañaron por las calles de la ciudad a la imagen de San Miguel al ritmo de bandas filarmónicas y bailes tradicionales.

El hace 25 años miembro de la cofradía de San Miguel, Juan Carlos Martínez, celebró a San Miguel con un motivo especial este año. Su madre de 72 años despertó hace un mes, luego de haber permanecido 8 días en coma, tras un ataque de abejas africanizadas.

“Gracias a Dios y a San Miguel Arcángel que me hizo este milagro, porque más que todo en el hospital le daban (a su mamá) 48 horas de vida y gracias a Dios que en el mes ella salió caminando”, relató el creyente.

La tradicionalista Martha Toribio señaló que el pueblo de Masaya le baila a San Miguel por el sinnúmero de bendiciones repartidas entre sus devotos.

“Todos los años lo hago, hasta que sea el último día de mi vida. (Me ha hecho) milagros de salud, de bienestar y de seguir celebrando las tradiciones en el pueblo de Nicaragua”, apuntó.

Por su parte doña Silvia Elena Gracía, a pesar de no ser “tan conocedora de la tradición de San Miguel”, aseguró que ha depositado sus esperanzas en él para que con su intercesión logre los milagros que tanto anhela.

“Todas estas personas que andan aquí es porque andan ellos en promesa del santo porque les ha hecho milagros por enfermedades”, afirmó.