El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aseguró este martes que la reunión que sostuvo con su par colombiano, Juan Manuel Santos, en Ecuador, con la mediación de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) “fue una alta lección de la nueva diplomacia de paz de nuestra América”.

“Hemos demostrado que estamos en otra América”, destacó el mandatario venezolano en referencia a los acuerdos alcanzados con su homólogo colombiano gracias a los esfuerzos de Unasur y CELAC para concretar el encuentro entre ambos.

Durante su programa semanal “En Contacto con Maduro”, desde la Casa Amarilla, sede del Ministerio de Relaciones Exteriores en Caracas (capital), el presidente recordó que “antes cuando había conflictos terminaba en una confrontación entre pueblos o tenían que venir los imperios del mundo”, pero en la actualidad “somos nosotros mismos quienes resolvemos nuestra diferencia, canalizamos nuestros procesos”.

“Antes las reuniones diplomáticas eran a puerta cerrada, ahora son a puertas abiertas, nuestros pueblos estaban en las cales esperando, viendo, analizando”, manifestó el jefe de Estado venezolano.

Previamente, desde la Plaza Bolívar de Caracas, Maduro saludó el papel de Unasur y Celac en la mediación de los problemas que puedan presentarse entre los Gobiernos de América Latina y el Caribe.

"Venimos cargados de una energía especial, el pueblo ecuatoriano nos dio un amor, una solidaridad mágica, nos llenó de su brillo, del brillo de la mirada de los niños, niñas, hombres y mujeres que a nuestro paso por Quito nos daban su saludo", sostuvo el presidente.

El jefe de Estado saludó el diálogo que sostuvo con su homólogo colombiano Juan Manuel Santos por el tema fronterizo al tiempo que informó que su Gobierno está evaluando la reunión y la intervención de las instancias regionales en ese tema.

Desde hace varias semanas el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, decretó un estado de excepción constitucional en varios municipios fronterizos con Colombia como parte de sus políticas contra el paramilitarismo y el contrabando de extracción.

Desde entonces, la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) abogaron por un encuentro entre los presidentes de Venezuela y Colombia como entes mediadores para buscar soluciones al problema fronterizo entre ambos países.

Tras el diálogo con su par colombiano Juan Manuel Santos en Ecuador, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro sostuvo que triunfó la paz y la sensatez política para emprender una nueva lucha contra los problemas que afectan a la frontera colombo-venezolana.