Los trabajadores del Ministerio de la Economía, Familiar, Comunitaria, Cooperativa y Asociativa (MEFCCA), participaron esta mañana del Tercer Simulacro Nacional de sismos, demostrando mayor organización y efectividad que en ocasiones anteriores.

La evacuación total les tomó a los trabajadores del ministerio 2:50 minutos. Inmediatamente se hicieron presentes 19 miembros de la Unidad Humanitaria de Rescate del Ejército de Nicaragua, 6 bomberos la Dirección General de Bomberos y efectivos de la Policía Nacional que resguardaron el perímetro.

En total evacuaron a 78 personas del edificio, 59 mujeres y 19 hombres incluyendo a los visitantes. En el lugar se dio atención a una trabajadora que presentó un cuadro nervioso tras revivir el reciente enjambre sísmico de la capital.

“Estoy ubicada en el tercer piso, dada la situación, en ese momento (del enjambre sísmico de julio en Managua) no me percaté que tenía que bajar con precaución. Al momento de bajar las escaleras falseé y tropecé y bajé las escaleras rodando y recordar ese momento como que me ha traumado un poco”, relató Hazel Montoya, quien se recuperó en el lugar tras su ataque de nervios.

A pesar de esto, Montoya dijo estar más preparadas para las eventualidades gracias a la preparación y los ejercicios orientados por el gobierno sandinista. “Son simulacros que a uno lo hacen que vaya valorando el momento a tener la calma más que todo para evitar ese tipo de inconvenientes”, aseguró.

“Hubo una gran organización no solo del personal que está a cargo del edifico, sino también con la Policía, está también con los bomberos y está también con la ciudadanía, porque está una parte de la ciudadanía que también colaboró con el ejercicio”, explicó el Compañero Jorge Guevara, responsable del ejercicio en el edificio.

Para Rosario Rivas, fue una sorpresa el simulacro, pues se encontraba en las instalaciones de la entidad gubernamental para participar de una capacitación. “No contaba que me iba a encontrar con esta actividad de seguridad. Considero que fue un éxito por las orientaciones que se dieron a la hora de la salida”, manifestó.

Por su parte, Martha Valencia indicó que con estas actividades el personal tendrá mayores habilidades para actuar frente a las emergencias. “Consideramos que es muy importante porque esto va a permitir que podamos nosotros en cualquier situación que pase en el futuro podamos solucionarla y salgamos todos sanos y salvos del edificio”, expresó.