l ministro del Interior de Chile, Jorge Burgos, dio a conocer antes del mediodía el último balance de la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi) tras el devastador sismo que sacudió anoche al país vecino. El reporte confirmó un total de diez muertos y un millón de evacuados de las zonas costeras por la alerta de tsunami que cesó esta mañana .

A las ocho víctimas fatales informados en el parte de la primera mañana, se sumaron dos, entre ellos, Enrique Eduardo Carrera Pulido, de 58 años, que estaba desaparecido en Puerto Aldea y finalmente fue encontrado muerto, según El Mercurio.

El funcionario transmitió las condolencias del gobierno a las familias y los allegados a las víctimas, y recalcó que el grado de preparación que muestra el país frente a hechos de este tipo, tanto en lo público como en lo privado, "permiten que la cifra de fallecidos sea comparativamente baja con respecto a fenómenos de esta magnitud".

Burgos confirmó además que la presidenta, Michelle Bachelet, "visitará las zonas más afectadas que son el borde costero de Coquimbo y comunas de la provincia de Choapa y eventualmente Limarí”.

COQUIMBO, LA ZONA MÁS CRÍTICA

En tanto, el director de la Onemi, Ricardo Toro, señaló que se desplazaron equipos de emergencia hasta la Región de Coquimbo, que fue la más afectada por el fenómeno.

Desde el Ministerio del Interior, precisaron que, además de Coquimbo, las comunas de Illapel, Salamanca, Canela y Los Vilos, en la provincia de Choapa, se mantienen bajo zona de catástrofe, según dispuso anoche la presidenta, Michelle Bachelet.

Con su epicentro en el mar, el sismo alcanzó una magnitud de 8,3 grados en la escala de Richter, y su impacto se hizo sentir en varias provincias argentinas, entre ellas, Mendoza, San Juan, Córdoba, Paraná y Santa Fe, donde temblaron edificios y otras estructuras.

EL IMPACTO DEL FENÓMENO

Por los efectos causados, que incluyeron víctimas y graves daños en casas y construcciones, la mandataria del país vecino suspendió las clases entre las regiones de Atacama y Los Lagos, incluida la Región Metropolitana, y también las celebraciones previstas en marco de las fiestas patrias que se celebran por estos días.

En simultáneo, habilitaron la Ruta 5, que había registrado complicaciones en distintos tramos del país, aunque en algunos puntos se mantenía lento el tránsito debido a la presencia de cientos de autos.

La Oficina Nacional de Emergencia de Chile informó de que a la ciudad costera de Coquimbo, en el norte del país, llegaron olas de 4,5 metros, mientras que en Valparaíso, el principal puerto de Chile, se registraron marejadas cercana a los dos metros.