El presidente de Ecuador, Rafael Correa, comunicó hoy en su cuenta de la red social Twitter que el problema de los incendios forestales es grave, pero los bomberos y las Fuerzas Armadas están realizando un gran trabajo.

A través de su espacio cibernético el mandatario subrayó que se movilizan bomberos de zonas no afectadas y se coordina ayuda internacional: bomberos forestales de Chile, Colombia, Venezuela y Brasil.

Gracias Patria Grande, escribió en un tuit Correa, quien explicó que el clima seco y el fuerte sol influyen en esas emergencias sin excluir la posibilidad de que algunos fuegos sean provocados.

Durante la noche anterior y desde Emergencias ECU 911 de la capital, el jefe de Estado indicó que se contactó con países como Venezuela, Colombia, Perú y Brasil para tener muchos más equipos a la hora de enfrentar las quemas.

A nivel de la Unión de Naciones Suramericanas, puntualizó, uno de los principales programas en los cuales se trabaja es el de una secretaría de gestión de riesgos regional.

Recalcó que aunque falta por hacer, Ecuador avanza en el equipamiento para atender las emergencias, pero en esta clase de cosas siempre se recurre a la solidaridad internacional.

El ministro coordinador de Seguridad, César Navas, añadió que se registran incendios forestales de impacto en Azuay, Pichincha, Bolívar, Loja, Napo, Imbabura, Carchi y Chimborazo.

Navas manifestó que -de forma preliminar- se conoce que dos bomberos resultaron heridos durante las labores de sofocación del incendio en el cerro capitalino Auqui.

El fin de semana anterior el alcalde de Quito, Mauricio Rodas, confirmó el fallecimiento de un tercer miembro del cuerpo de bomberos a consecuencia de las quemaduras mientras combatía un incendio forestal en el nororiente capitalino.

Marco Bastidas es la tercera víctima del fuego en Puembo, que además cobró la vida a Jonathan David Nasimba y Jonathan Paúl Dionisio Vásquez, de 19 y 20 años, respectivamente.

Rodas amplió a través de la red social Twitter que presentará una denuncia ante la Fiscalía para que se investiguen y determinen las causas del siniestro.