Para el ex presidente de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua, Cesar Zamora el otorgamiento de la dispensa, es un reconocimiento al trabajo del gobierno nicaragüense en el tema de la propiedad y al esfuerzo conjunto que realizaron los empresarios nacionales aglutinados en AMCHAM y el COSEP.

“El empresariado nicaragüense, tanto AMCHAM como COSEP marcaron la pauta de buscar unidad en torno a este tema y creo que el gobierno a través del Procurador (General de la República) actuó con diligencia para resolver la mayor cantidad de casos”, citó Zamora al destacar la unidad mostrada por estos sectores, a pesar que hubo personeros que cabildearon con el gobierno de Barack Obama para no aprobar el waiver.

Dijo que esa unidad mostrada por los sectores “marca una pauta para avanzar en el progreso al país, creo que esto es un hito importante y este concepto hubo unidad por parte de los nicaragüenses en manejar este tema y creo que los resultados ahí están”.

Indicó que Estados Unidos al otorgar esta dispensa está enviando un mensaje de dialogo de trabajo con el Gobierno del Presidente Daniel Ortega y “nosotros en el sector privado vamos a seguir trabajando para ser puente en estas relaciones importantes”.

El empresario nicaragüense reconoció que entre el sector privado y el Gobierno Sandinista existe un dialogo permanente y respeto, situación que permite avanzar en la lucha contra la pobreza, algo que han hecho saber a las autoridades norteamericanas.

MRS y su actitud anti patria


Si bien aplaudió que el otorgamiento del waiver, lamentó que existan ciudadanos nicaragüenses y mencionó particularmente a miembros del MRS de haber cabildeado con el gobierno norteamericano para que no aprobara la dispensa.

“En la democracia todo es posible, pero lo importante de cara al futuro, es que lo que prevaleció tanto en el gobierno del Presidente Ortega, como en el gobierno del presidente Obama, es la moderación, el buscar seguir dialogando y comprometerse en resolver la agenda bilateral, para nosotros no hay duda, hubo ataques traperos y acusaciones”, dijo Zamora al recordar que esos personeros del MRS, que actualmente son aliados del PLI del derechista Eduardo Montealegre promueven un discurso de odio contra el gremio empresarial.

El subprocurador de Derechos Humanos doctor Adolfo Jarquín Artola considera que el otorgamiento del waiver a Nicaragua, es un mensaje positivo para el pueblo nicaragüense y un deseo de Estados Unidos de mantener relaciones cordiales con la administración del FSLN.

“Nicaragua ha cumplido con las metas, inclusive sobrecumplió con esa dispensa de resolver el tema de propiedad de ciudadanos norteamericanos. Lo importante aquí es la voluntad del gobierno resolver estos casos y los Estados Unidos envía un mensaje positivo a pesar de algunos malos hijos de Nicaragua que hicieron campaña para que no se diera este waiver”, mencionó Jarquín.

En tanto el analista político Carlos Mario Peña, el otorgamiento del waiver de la propiedad, es una bofetada para aquellos políticos de oposición que cabildearon en la Casa Blanca para que la dispensa no fuera concedida a nuestro país.

“Esto significa un revés para algunos malos hijos que fueron a Estados Unidos a cabildear para que no se otorgara la dispensa, sabiendo que esto no afecta al presidente Daniel Ortega, sino al pueblo”, dijo Peña.

Concluyó diciendo que Estados Unidos tomó en cuenta que en Nicaragua se respeta la propiedad, los derechos humanos y hay un incremento de la inversión extranjera, aspectos que ha venido promoviendo el Gobierno Sandinista del comandante Daniel Ortega Saavedra.