El acompañamiento que hiciera un grupo de estudiantes universitarios del 13 julio al 7 de agosto a más de 1.200 escuelas primarias del país logró una retención general de estudiantes de 94.62%, 93.57 de niños y 95.66% de niñas.

Además se consiguió un aprendizaje avanzado en los menores de 47.30, aprendizaje suficiente de 33.32% y un 19.38 de aprendizaje fundamental.

Así lo dio a conocer este martes el Presidente del Consejo Nacional de Universidades (CNU), el ingeniero Telémaco Talavera, quien destacó además los logros registrados en cuanto al apoyo de los padres de familia que alcanzó un 95.78%.

En la jornada participaron un total de 601 estudiantes de la UNAN Managua y León , BICCU y URACCAN que dieron acompañamiento a docentes de primer grado para mejorar la calidad y el impacto de la educación de cara a la familia y la comunidad.

El presidente del CNU explicó que con este acompañamiento los estudiantes universitarios también recogieron un sinnúmero de experiencias que les ayudará a ser mejores profesionales, con una visión concreta de los retos y desafíos que el país enfrenta de cara a su desarrollo.

“Esto es un trabajo mano a mano del Ministerio de Educación y realizado por las universidades y lógicamente también un gran aprendizaje de los directores, de los maestros y maestras de primer grado, donde pudieron los acompañantes compartir también su conocimiento, sus experiencias”, aseguró Talavera.

Explicó también que los primeros años del proceso educativo son vitales para el proceso de aprendizaje. A la vez expuso las principales demandas que percibieron los docentes.

Entre estas solicitudes figuran principalmente el reforzamiento del método FAS (Fonético—Analítico—Sintáctico) y en el caso de las matemáticas del método RP (Resolución de Problemas). Además requieren continuar el acompañamiento, apresurar las capacitaciones, motivar la permanencia de los estudiantes y promover la retención escolar.

“Producto de este trabajo en las 1202 escuelas se pudieron identificar cuáles son las mejores prácticas y compartir esas mejores prácticas que son fases que vienen. Esas mejores prácticas de aplicación para ser más efectivos en el área de lengua y literatura a través del método FAS pero también en la resolución de problemas matemáticos”, sostuvo.

Finalmente, señaló que en la lógica de doble beneficio característica de este acompañamiento pedagógico sistemático, el CNU buscará convertir esta modalidad un componente propio de los estudiantes de las ciencias de la educación que además incluiría acompañamiento a más escuelas y más grados.