Tranquilos y seguros, así dicen sentirse los comerciantes y usuarios que se aglomeran en las paradas de buses de la capital cuando esperan las unidades de transporte colectivo que los trasladan a sus destinos.

En el sector del 7 Sur, una de las paradas donde convergen capitalinos y visitantes del occidente y del sur del país, oficiales de la Policía Nacional desarrollan el Plan de Fortalecimiento de la Seguridad Ciudadana, que incluye un componente de seguridad escuelas, centros educativos, centros comerciales y paradas de buses.

El Capitán Denis Días, segundo jefe de tránsito de la Delegación III de la Policía Nacional, dijo que el objetivo del plan es prevenir los hechos delictivos, los accidentes de tránsito y mejorar la seguridad ciudadana y humana.

"Este es uno de los puntos de mayor afluencia y concentración de personas. Aquí tenemos la llegada de gente que viene del occidente, Rivas, Chinandega, los departamentos del Sur, por eso es la permanencia de nosotros, porque es un punto estratégico de Managua", explicó.

Dijo que la presencia policial ha ayudado a disminuir delitos comunes como robo con intimidación y alteraciones al orden público.

"Aquí hay bancos, hay comercio, tenemos instituciones educativas y eso hace que bastante gente pase por aquí, y mientras la Policía tenga presencia aquí la delincuencia no se atreve a llegar a estos lugares", indicó Días.

Yaniré Salguera, quien a diario utiliza la parada del 7 sur para esperar su unidad de bus, comentó que el plan está muy bueno.

"Hemos visto que ahora hay más respeto, menos robos porque miran la presencia policial. Ha disminuido bastante todos esos delitos y por eso debe continuar realizando ese trabajo la Policía Nacional", explicó Salguera.

Doña Rosario Aguilar, quien tiene más de 10 años de vender en la parada del 7 Sur, manifestó que ahora con la presencia de la Policía los comerciantes y los usuarios del transporte se sienten más seguros.

"Aquí antes se armaba la robadera, pero ahora hay más seguridad, queremos que estén siempre aquí desde temprano a las 6 de la mañana. El hecho de que la Policía este aquí es una gran cosa, porque lo protegen a uno y a los usuarios, eso se necesita", dijo Aguilar.

Dionisio Hernández, otro usuario de transporte, manifestó que la presencia policial ha reducido la actividad delictiva en las paradas de buses.

"Ahora nos sentimos más seguros, y este trabajo de la Policía Nacional debe continuar para garantizar la seguridad", expresó Hernández.

Oficiales de Policía Nacional también desarrollaron el plan en las paradas de El Zumen, Julio Martínez, Colonia El Periodista, Universidad Centroamericana y otras sobre la Pista Juan Pablo II.