EL Presidente de Nicaragua, Comandante Daniel Ortega Saavedra, aseguró que la crisis global está provocando un verdadero drama en Estados Unidos y Europa.

“Estos son momentos duros en el planeta, desde la crisis del 2008 no ha parado, han sido millones de millones los desempleados en los Estados Unidos de Norteamérica, millones de millones los desempleados en Europa”, lamentó el mandatario durante la inauguración de una nueva planta de la empresa mexicana Cemex.

Daniel refirió que las empresas que extraen petróleo en Estados Unidos a través de la fracturación, con la caída de los precios del oro negro, han empezado a enviar al desempleo a miles de especialistas y cuadros altamente calificados debido a la poca rentabilidad del negocio.

Expresó que en Europa igualmente hay muchos jóvenes que luego de perder sus trabajos han quedado sin casa, viéndose obligados a retornar al hogar paterno donde sus progenitores viven de la jubilación.

Es una “tragedia”, aseguró.

Un sistema corrupto

Hizo hincapié en que en medio de esa tragedia hay que sumar los altos niveles de corrupción, ya que en Europa y Estados Unidos el dinero de los contribuyentes fue usado para salvar a los banqueros, que a su vez especularon con el dinero de los ahorrantes.

“Los niveles de corrupción que se presentan en los Estados Unidos de Norteamérica y en los países europeos son pecado mortal”, manifestó.

“Es tan terrible la corrupción ahí en el norte, que ahí aparecen grandes bancos, de grandes marcas, de gran credibilidad, de mucha seriedad, de muy alta calificación, en los Estados Unidos y en Europa, lavando centenares de millones de dólares”, expresó Daniel, lamentando que en Estados Unidos sólo se les aplique “una multita”.

El líder sandinista criticó el hecho de que toda esa riqueza acumulada sea el resultado de la especulación y a costa de la sangre, el sudor y el trabajo de millones de personas que quedaron en la calle.