Al menos 27 personas han muerto y 80 han resultado heridas por la explosión de dos bombas colocadas cerca de un recinto religioso del centro de Bangkok, un templo budista en una de las intersecciones más populares de la ciudad, según informan fuentes oficiales citadas por medios locales.

El primer dispositivo estalló a las 19.00 hora local (12.00 GMT) y el segundo lo hizo 15 minutos más tarde, señalaron testigos presenciales.

Varios turistas extranjeros se encuentran entre muertos causados por la explosión, según el diario Bangkok Post.

Un oficial de las fuerzas de seguridad confirmó que la explosión se debió a dos bombas y dijo que las fuerzas de seguridad han desactivado otros "dispositivos" colocados en el área.

La policía desplegó un centenar de agentes y ha acordonado la zona, muy transitada por encontrarse junto a varios centros comerciales, en una de las áreas más bulliciosas de la capital tailandesa.

Una hora después de la explosión en el lugar se podían ver en el suelo manchas de sangre y cristales rotos. Los atentados terroristas no son frecuentes en Bangkok.

Grupos armados musulmanes están implantados en el sur de Tailandia pero no suelen operar en la capital del país.