Al llegar a su último fin de semana, los artesanos y pequeños productores nacionales se encuentran satisfechos con el desarrollo de la Feria de la Economía Familiar en honor al Patrono de Managua, Santo Domingo de Guzmán.

En una visita al Parque Nacional de Ferias es fácil constatar el entusiasmo de los expositores y la alegría del público al ser participes de una edición más de esta feria agostina.

Ahí pueden adquirirse artesanías de todo tipo, bisuterías, plantas ornamentales y medicinales, comidas y bebidas tradicionales y, por supuesto, disfrutar de las diferentes actividades culturales.

El artesano Doransé Obando trabaja el vidrio soplado para hacer bellas figuras de cisnes y al ser consultado cataloga la feria como muy exitosa ya que además de vender también puede dar a conocer su arte.

El explica que su técnica es básicamente el uso de tubos de lámparas viejas recicladas y sometidas al fogón.

"El Ministerio de la Economía Familiar nos ha dado un gran apoyo a nosotros los artesanos", manifiesta Obando.

Roberto López es un artesano de Ocotal. En la feria expone una gran variedad de artesanías de barro, cuyas formas y coloridos son de gran atractivo para nacionales y extranjeros.

El asegura que los fines de semana el parque es muy concurrido y por tanto las ventas son mejores.

"Aquí damos a conocer nuestro producto y a muy buen precio" , afirma.

Los arreglos florales en fomi son también muy demandados. Al tener bajos precios y una belleza irreprochable, la feria se presenta como una gran oportunidad para el señor César Guadamuz, quien los fabrica.

"La feria es una oportunidad para poder exponer lo que uno hace con sus manos", destaca.

El último día de la feria en honor a Santo Domingo es este domingo. La entrada es gratuita.