Un objeto metálico ha sido encontrado hoy en la costa de Reunion y ha sido entregado a la Gendarmería para verificar si pertenece al vuelo MH370 de Malaysia Airlines que desapareció sin dejar rastro en marzo del 2014. Su hallazgo se produce cuatro días después de que en otra playa de esa isla francesa de ultramar del océano Índico se hallara un fragmento de ala que ya ha sido trasladado a la Francia continental para examinarlo.

Los medios locales 'Linfo.re' y 'clicanoo.re' advirtieron de que todavía no se sabe si este nuevo objeto, que tenía ideogramas, está vinculado con la pieza descubierta días antes, cuyo peritaje comenzará el miércoles en un laboratorio en Toulouse dependiente del Ministerio francés de Defensa.

También en Reunion se localizó el jueves pasado una maleta muy deteriorada, de cuyo análisis se encargará a las afueras de París el Instituto de Investigación Criminal de la Gendarmería Nacional francesa (IRCGN). Expertos malasios y franceses, junto a un equipo técnico del fabricante estadounidense Boeing, van a participar en el análisis, que irá precedido este lunes en París de una reunión de trabajo a puerta cerrada.

SUCESIÓN DE HALLAZGOS

El enigma en torno al vuelo MH370 de la aerolínea malasia recobró protagonismo esta semana con esa sucesión de hallazgos, tras 16 meses sin pistas de peso. El Boeing 777 de la aerolínea malasia desapareció el 8 de marzo del 2014 tras cambiar de rumbo en una "acción deliberada", según los expertos, y llevaba a bordo 239 personas, de las cuales 153 eran ciudadanos chinos.

La investigación de la Fiscalía de París contempla los cargos de homicidio involuntario y presunta destrucción intencionada de ese aparato, al que se le perdió el rastro 40 minutos después de su despegue de Kuala Lumpur y de que alguien apagara los sistemas de comunicación.

Este sábado se celebró una misa en Reunion, cerca de la costa en la que apareció el fragmento de ala, a la que acudieron cerca de 400 personas y en la que se recordó a las víctimas de ese vuelo.