Representantes de centrales sindicales de Nicaragua, Ecuador, El Salvador, Honduras y Venezuela, constituyeron formalmente el Bloque de Trabajadores de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de América (ALBA) y emitieron una declaración política.

En una nota de prensa, la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores (CBST) afirma que alrededor de unos 12 millones de personas participan en esta iniciativa, ya que además de los países signatarios del ALBA, están invitados a integrarse los países observadores.

El directivo de la CBST, Jacobo Torres, señaló en que el Bloque creado hoy es, antes que nada, una herramienta para la defensa de los procesos políticos y las revoluciones que están en marcha en América Latina.

En segundo lugar, continúo, facilita avanzar en la consolidación de los proyectos de integración que fueron la inspiración fundamental del fallecido presidente Hugo Chávez.

Adelantó que el 5 de noviembre próximo, en el marco de la conmemoración de los 10 años de la derrota del ALCA y el nacimiento de la agrupación se celebrará un encuentro internacional de solidaridad en Venezuela organizado por el Bloque de Trabajadores del ALBA y el Encuentro Sindical Nuestra América (ESNA).

A continuación, la declaración política de los trabajadores del ALBA:

DECLARACIÓN POLÍTICA DEL BLOQUE DE TRABAJADORES DEL ALBA Y ORGANIZACIONES FRATERNAS

El Comandante Chávez junto al Comandante Fidel, en una visión estratégica frente al ALCA imperialista, impulsaron el ALBA como alternativa de integración regional que, más allá de los instrumentos económicos y financieros, diera forma a un proceso integracionista incluyente, identificado por lo político y lo social, capaz de articular una integración complementaria y armónica entre nuestros pueblos y gobiernos.

Hace 4 años, por iniciativa de la Central de Trabajadores de Cuba, CTC; la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores de Venezuela, CBST; y, el Frente Nacional de Trabajadores de Nicaragua, FNT; comenzamos a hacer realidad esta iniciativa de constituir el BLOQUE DE TRABAJADORES DEL ALBA, como columna fundamental para la integración y la organización de los pueblos del ALBA.

Reconocemos que en los países del ALBA se están construyendo procesos alternativos al capitalismo salvaje y haciendo esfuerzos de restitución de los derechos económicos, sociales y políticos, que son derechos humanos irrenunciables, en beneficio a los trabajadores, sus familias y los pueblos. Como sucede en otras zonas del mundo, estas conquistas han provocado el despliegue de una agresiva política imperialista en contra de la decisión de construir modelos soberanos en nuestros países.

Observamos con preocupación cómo el modelo neoliberal, impuesto en América Latina en la década de los 80 y 90 y que generó condiciones oprobiosas para nuestros pueblos, hoy va desolando a los países europeos, como Grecia, donde la prioridad de los especuladores financieros es asegurarse el pago de una deuda odiosa y antipopular que ellos mismos crearon.

Desde estas consideraciones queremos expresar:

- Nuestra solidaridad con el pueblo y el Gobierno del Ecuador frente al proceso de desestabilización orquestado por la derecha oligárquica y la seudoizquierda con el auspicio y asesoramiento imperialista.

- Nuestra solidaridad con Venezuela frente a la operación tenaza y nuestra condena y rechazo a la agresión imperialista orquestada a través de la transnacional EXXO Movil.

- Nuestra solidaridad con el pueblo y el Gobierno de Bolivia ante las nuevas amenazas de golpe de estado por parte del imperio.

- Nuestra solidaridad con los gobiernos progresistas de Brasil y de Argentina, también asediados por las agendas desestabilizadoras auspiciadas por el imperialismo y las oligarquías.

- Nuestro rechazo a la intervención imperialista en los países del triángulo norte de Centroamérica y nuestra solidaridad con el Gobierno de Salvador Sánchez Cerén
Saludamos al pueblo y Gobierno de Nicaragua por los 36 años del triunfo de la Revolución Popular Sandinista.

- Saludamos el restablecimiento de relaciones de Cuba-Estados Unidos y exigimos el inmediato levantamiento del bloqueo económico, al igual que la restitución de Guantánamo a la soberanía cubana.

- Respaldamos la lucha de los y las trabajadoras hondureñas por la defensa de los derechos laborales y humanos y el retorno a una verdadera democracia participativa e incluyente.

- Apoyamos el proceso de paz en Colombia.

- Rechazamos la presencia de bases militares norteamericanas en la región que lesionan la soberanía y amenazan la paz en Latinoamérica.

Por todo ello, ratificamos la voluntad política de participar en los procesos de integración latinoamericana y la defensa de la Soberanía y autodeterminación de nuestra Latinoamérica, para que esta siga siendo Zona de paz.

Por tanto, como trabajadoras y trabajadores del ALBA nos proponemos como objetivo:

Articular el movimiento sindical de los países de la Alianza Bolivariana como expresión solidaria de las y los trabajadores para respaldar los procesos de transformaciones sociales, económicas y políticos que se impulsan por los Gobiernos soberanos, progresistas y revolucionarios del ALBA.

Nuestros principios son:

1. Solidaridad militante entre las trabajadoras y los trabajadores congregados y unidos en el BLOQUE DE TRABAJADORES Y TRABAJADORES DEL ALBA.

2. Unidad de clase, identificada con los procesos progresistas y revolucionarios

3. Identidad como bloque fuerte y sólido de trabajadoras y trabajadores, ante los adversarios de nuestros procesos.

Nuestras Políticas están orientadas a:

1. La formación política revolucionaria como instrumento de fortaleza ideológica.

2. La promoción de políticas de género, para fortalecer la identidad clasista.

3. Intercambio de experiencias, como espacios para consolidar nuestro proceso de unidad.

4. El fortalecimiento de la comunicación para mantener la información y avances de nuestras organizaciones.

5. El respaldo y defensa a las políticas impulsadas por nuestros gobiernos que tienen como finalidad el bienestar y buen vivir.

Las acciones a las que nos comprometemos son:

- Garantizar un medio de difusión masiva para los trabajadores de nuestros países que refleje los logros y desafíos de la clase trabajadora.

- Crear un mecanismo de articulación permanente que nos dé una fuerte identidad y un espacio regional e internacional.

- Fortalecer las iniciativas unitarias que se están generando en el continente, como el Encuentro Sindical de Nuestra América, que ha contribuido a la formación de los trabajadores en nuestro territorio y a construir la plataforma común de los trabajadores del continente.

- Consolidar la Movilización, la defensa y solidaridad internacional con los procesos de transformación que se están generando en América Latina, especialmente en los países del ALBA.

Los trabajadores y trabajadoras representantes legítimos de la Central de Trabajadores de Cuba, la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores de Venezuela, el Frente Nacional de Trabajadores de Nicaragua, la Central de Unitaria de Trabajadores de Ecuador, Concertación Popular por un País sin Hambre y Seguro – CONPHAS (El Salvador), Frente Social y Sindical Salvadoreño – FSS y la Confederación Unitaria de Trabajadores de Honduras, reunidos en la ciudad de Caracas a los veinte y tres días del mes de julio de dos mil quince; suscribimos esta declaración:


CENTRAL DE TRABAJADORES DE CUBA

Wills Rangel
PRESIDENTE
CENTRAL BOLIVARIANA SOCIALISTA DE TRABAJADORES DE VENEZUELA


José Antonio Zepeda López
VICECOORDINADOR NACIONAL
FRENTE NACIONAL DE TRABAJADORES DE NICARAGUA


Oswaldo Chica
Presidente
CENTRAL UNITARIA DE TRABAJADORES DEL ECUADOR


Onidia Gómez
CONCERTACIÓN POPULAR POR UN PAIS SIN HAMBRE Y SEGURO DE EL SALVADOR


Wilfredo Berrios
FRENTE SOCIAL Y SINDICAL SALVADOREÑO


José Luis Baquedano
SECRETARIO DE ORGANIZACIÓN
CONFEDERACIÓN UNITARIA DE TRABAJADORES DE HONDURAS