Como parte de la responsabilidad compartida entre Gobierno y población, a través del Ministerio de Salud (Minsa) y los Gabinetes de la Familia, Comunidad y Vida se han venido desarrollando una serie de acciones de cara a lograr la reducción de casos positivos de enfermedades propias de la temporada lluviosa, garantizando de esta manera la salud y el bienestar de la población nicaragüense.

El doctor Carlos Sáenz Torres, director de Vigilancia para la Salud del Minsa, aseguró que dichas acciones han dejado como resultado una importante disminución de 76% de casos de dengue en comparación con los registros de la misma fecha del 2014, lo que representa 744 menos, así como una reducción del 35% de casos de malaria, 11 por ciento menos de casos diarreicos y 336 menos casos de chikungunya.

Sáenz señaló que también se ha registrado un ligero incremento de casos de enfermedades como leptospira e infecciones respiratorias, específicamente de neumonía, aunque en la primera ha sido una enfermedad bastante leve que no ha generado manifestaciones graves, y en la segunda, producto de las jornadas de vacunación contra el Neumococo y la Influenza junto a las medidas preventivas orientadas a la población se ha logrado una reducción del 10% en casos de muertes por dicho padecimiento.

“Todo esto es un plan de lucha que nuestro Buen Gobierno ha venido desarrollando a través del Ministerio de Salud y de manera articulada con los Gabinetes de la Familia, Comunidad y Vida, las alcaldías y la Promotoría Solidaria enfocadas en las acciones contra el dengue y la lucha contra el vector Aedes aegypti, transmisor de estas enfermedades y hemos andado desarrollando las acciones de fumigación casa a casa así como el proceso de abatización”, declaró Sáenz.

El funcionario del Minsa aseguró que también se han desarrollado visitas casa a casa en búsqueda de lograr la sensibilización de la población, de la comunidad organizada con el objetivo de que estos desde sus viviendas contribuyan a esa lucha contra los vectores eliminando los criaderos, manteniendo limpias sus casas, patios, techos y predios baldíos del barrio y la comunidad.

Añadió que en el caso de la leptospira también se han llevado a cabo jornadas de desratización y en el mes de agosto iniciará la tercera jornada, al igual que el trabajo de identificación de posibles casos en coordinación con la comunidad, realizando el control de foco, la visita casa a casa para encontrar casos febriles alrededor de las viviendas donde se encuentren casos positivos.

Sáenz reiteró el llamado a seguir las medidas preventivas, entre ellas que los niños o las personas adultas no anden descalzos, no dejar que los niños jueguen en los charcos, no bañarse en las aguas estancadas, mantener limpias sus casas y alrededores, evitar que crezca el monte cercano a la vivienda, mantener tapada el agua y alimentos para que no sean contaminados por la orina de los ratones y en el caso de los que conviven con animales dentro de sus viviendas mantenerlos alejados.

“Recordemos que en esta temporada de invierno, donde se nos incrementan los casos de diarrea así como los casos de infecciones respiratorias una acción clave es el lavado de mano frecuente que debe hacer cada ciudadano, lavado con agua y jabón, lavarse las palmas, los dorsos y entre los dedos de las manos no se requiere más de un minuto, entre 40 segundos y un minuto es suficiente para poder eliminar cualquier bacteria o cualquier virus”, señaló.

Otra de las acciones que el Gobierno Sandinista ha desarrollado jornadas de vacunación de los perros, misma que hasta el momento registra 235 mil perros vacunados de los 380 mil que se han establecido con meta.