Nicaragua, al cierre del primer semestre del año 2015, presenta una buena dinámica económica, con particulares buenos resultados en el sector construcción, informó el presidente del Banco Central de Nicaragua (BCN), Ovidio Reyes Ramírez.

En un encuentro con los alcaldes de distintos municipios del país, Reyes presentó las potenciales metas económicas que se podrían alcanzar al finalizar el 2015, tomando como referencia el buen desempeño registrado hasta el momento, mismo que presenta una tasa positiva siguiendo el mismo ritmo del 2014.

Esto, no obstante la desaceleración en lo que respecta a las exportaciones, que no han tenido precios favorables a nivel mundial por los problemas en otros países, particularmente la Unión Europea y la dinámica presentada por China.

El ejecutivo del BCN aseguró que el sector construcción presenta un buen resultado que está generando un Índice Mensual de la Actividad Económica (IMAE) que está creciendo alrededor del 4%.

“Nosotros creemos que con esta dinámica bien podríamos continuar en lo que resta del año. En el lado interno, el resto de sectores de la economía se están desempeñando bien, el sector comercio está repuntando, incluso la dinámica de importaciones está bien, la reducción de los precios del petróleo han permitido a la economía destinar más recursos para la importación, puesto que libera dólares y eso nos está generando un buen resultado en término de los niveles de gasto de la población”, declaró Reyes Ramírez.

El titular del Ministerio de Hacienda y Crédito Público (MHCP), Iván Acosta Montalván señaló que de acuerdo al IMAE el sector construcción todavía tiene mucho que aportar a la economía nicaragüense, así como se espera que el sector agropecuario tenga un buen impacto, que mejore el tiempo y que los volúmenes de exportación sigan avanzando.

Falta de precipitaciones no alteran proyecciones de crecimiento

Aunque la falta de precipitaciones en algunos sectores del país ha provocado ciertas afectaciones en el inicio del ciclo productivo de algunos rubros, el alto funcionario del Banco Central afirmó que las proyecciones de crecimiento previstas para este año, entre 4.5 y 5%, no han cambiado.

Aún así, se realizará una revisión a fondo y aproximadamente a finales de julio se tenga una mejor idea de cómo podría finalizar el año.

“La información que nosotros tenemos es que la zona central y del atlántico es una zona que está teniendo un régimen normal de lluvias, la zona que estaba siendo afectado era la seca, no obstante tampoco es información que nos esté diciendo que tenemos que alterar las cifras de producción, puede haber algunas afectaciones pero serían puntuales, el resto de la economía continúa respondiendo muy bien y en la agricultura también”, apuntó Reyes.

En cuanto a la inflación, Reyes Ramírez indicó que esta podría ser menor a la registrada en el año 2014, incluso por debajo del 6.5% proyectado inicialmente.

“Nosotros habíamos previsto que la inflación producto de la baja de los precios y la poca demanda mundial podría ser menor este año en comparación con el año anterior, eventualmente eso va a ser así pero estamos terminando de hacer los cálculos. Teníamos previsto entre 6.5 y 7%, estimamos que va a ser menor que el 6.5%”, comentó.