Esta noche, Venus y Jupiter, los dos planetas más brillantes vistos desde la Tierra, estarán en conjunción, por lo que parecerá una sola gran estrella en el cielo nocturno.

El fenómeno en sí es frecuente, pero no a tan corta distancia y suele pasar de día, por lo que los aficionados a la astronomía están listos para contemplar la danza estelar.

Si además usted cuenta con un telescopio, el espectáculo será mayor pues podría tener la oportunidad observar a Europa, Ío, Ganímedes y Calisto, cuatro lunas de Júpiter.

Según expertos en la materia, el acercamiento que se dará esta noche recuerda uno similar ocurrido entre el año 3 y 2 antes de Cristo y que podría ser la explicación al evento de la “Estrella de Belén” que guió a los Reyes Magos hacia el Niño Jesús.