Luego de que en un partido de la Copa América introdujera el dedo en el trasero del seleccionado uruguayo Edinson Cavani, el jugador chileno Gonzalo Jara podría ahora quedar fuera del Mainz, el club alemán donde milita.

Christian Heidel, director deportivo del club, ha sido tajante al señalar que no se puede tolerar “lo que hizo Jara”.

“Si llega una oferta se puede ir", dijo enfático.

El futbolista chileno también se enfrenta a una posible sanción de la Conmebol.

El incidente ocurrido entre los dos seleccionados es inédito en el fútbol mundial, superando el cabezazo de Zidane, el mordisco de Luis Suárez y cualquier otra bravuconada, y es que en el Deporte Rey se ha visto de todo menos que ante millones de ojos un jugador le meta el dedo en el recto a un seleccionado del equipo rival.