Jóvenes del Movimiento Ambientalista Guardabarranco, junto a la Alcaldía de Managua, realizaron una jornada de reforestación en Ciudad Belén, en la que sembraron 350 árboles de las especies madroño, malinche y guapinol.

Como parte de esta jornada, las familias del barrio están adoptando los árboles, lo que conlleva el compromiso de cuidarlos para que estos puedan desarrollarse.

Con esto lo que se busca es que las familias tomen conciencia de la importancia de cuidar el medioambiente.

Esta jornada se está efectuando de manera simultánea en distintos barrios de Managua, y en esta participan más de 10 mil jóvenes, celebrando el Día del Árbol.

Durante la ardua jornada, la compañera Reina Rueda, secretaria del Concejo Municipal, manifestó que el gobierno sandinista está luchando por recuperar en los nicaragüenses el amor a la madre tierra.

“Es un tema transversal que tiene nuestra compañera Rosario y el comandante Daniel de ir recuperando esos valores de amor a la tierra. Nosotros los seres humanos debemos heredar buenos hijos a nuestra madre tierra porque es la que nos da de comer”.

Ana Carmen Martínez del Movimiento Ambientalista Guardabarranco (MAG), indicó que “Estamos celebrando el día del árbol con una gran jornada nacional de reforestación como aporte a la gran cruzada nacional 2015”.

Agregó que “Estamos sembrando y reforestando también e zonas que han sido despaladas, afectadas por incendios forestales a como son las riveras de los ríos, lagos, represas como el embalse las canoas donde hay representación de muchachos que están trabajando con los productores para reforestar”.

Por su parte, Steven Montiel Fuentes de la escuela politécnica de comercio, fue uno de los centenares de jóvenes de colegios y universidades que participaron de esta hermosa actividad llena de amor por el medio ambiente.

“En Managua tenemos el gran problemas de las inundaciones y una de las causas es la falta de árboles, por eso hoy estoy apoyando a estas familias de Ciudad Belén para que estos árboles les sirvan para que no haya tanto calor y como cortina rompe viento”.

“Como jóvenes debemos estar conscientes que día a día tenemos que darle vida a nuestro planeta, con un planeta verde estos desastres naturales se acabarían pronto, entonces para nosotros es muy importante porque además le damos acompañamiento a los pobladores”, afirmó Lucia Jirón Largaespada del distrito seis de la capital.