Treinta y seis familias del municipio de San Rafael del Sur se han incorporado a la actividad económica de Nicaragua al convertirse en nuevas protagonistas del Programa Productivo Alimentario.

Estas familias son de escasos recursos, y con la cerda, las aves y el concentrado para animales esperan mejorar sus condiciones de vida mediante una buena administración de los bienes que se les han entregado.

La señora Marbeli Espinoza aseguró que este programa le ayudará a salir de la pobreza a ella y a su familia. Destacó que actualmente su hijo se encuentra desempleado, por lo que éste se dedicará a apoyarle en reproducir los animales.

“Hay que reproducirlos, que hayan más cerdos, y que haya el huevito de la gallina”, indicó Espinoza, habitante de la comunidad Sánchez Norte.

Según Elio Marín García, de la comunidad El Chilamatillo, la esperanza es que la economía de su hogar mejore. “Esto es una gran cosa porque vamos a disponer de una ayuda para comprar las cosas que nos hagan falta, siempre en beneficio de la familia”, manifestó.

Claudia Idiáquez, del Ministerio de Economía Familiar y Comunitaria, señaló que este jueves el Gobierno Sandinista también ha llegado con el Bono Productivo a familias de los municipios de Ticuantepe y el Crucero.

Idiáquez aseguró que en este semestre ya son 598 bonos entregados en Managua y sus municipios. La meta para este 2015 es llegar con el programa a 1 mil 163 familias del departamento.