Este es un encuentro de los movimientos sociales de los países del ALBA, de las Américas y el Caribe. También se ha invitado a movimientos sociales y a redes completas de toda Centroamérica.

El doctor Gustavo Porras, secretario general del Frente Nacional de los Trabajadores (FNT), expresó que uno de los objetivos de este encuentro, es analizar las nuevas formas de acción del modelo imperialista y neoliberal.

“Ahora el imperialismo aparece con diferentes nombres y características. Ahora se habla de economía verde, se habla de nombres diferentes pero es el mismo sistema imperialista de explotación y también queremos dar a conocer al mundo como sigue el avance de nuestra Revolución en su segunda etapa”, expreso Porras.

En el marco de este encuentro de movimientos revolucionarios latinoamericanos, también se quiere emitir una resolución de apoyo a la libertad de los cincos héroes cubanos que permanecen encarcelados en Estados Unidos.

Los encuentros grupales estarán desarrollándose en el auditorio de la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI) y en el CIPRES (sector de rotonda Rubén Darío en Managua) los días 16, 17 y 18, mientras el 19 de julio todos asistirán al acto oficial del 33 aniversario de la Revolución Popular Sandinista.

“La temática es analizar las nuevas formas de expresión del imperialismo, el papel de los movimientos sociales en los procesos de transformación y los aspectos relacionados a la divulgación del camino de la Revolución Popular Sandinista y la solidaridad con la Revolución Cubana”, detalló el dirigente izquierdista.

Luis Barbosa, de la Central Sandinista de Trabajadores (CST) afirmó que estos encuentros significan para el sector sindical, la oportunidad de retroalimentación de los movimientos sociales.

“Este encuentro mesoamericano lo que hace es prácticamente retroalimentarnos y tener nuevos compromisos del movimiento sindical, de cara al neoliberalismo que siempre está buscando como golpear a los trabajadores y gobiernos progresistas de izquierda en latinoamericana”, dijo Barbosa.

Domingo Pérez de la Unión Nacional de Empleados (UNE) confirmó la presencia de sus miles de afiliados, argumentando que es muy importante para los trabajadores y para la sociedad nicaragüense.

“Ahí estaremos reunidos para establecer una articulación de la lucha social a nivel de América. Lo Primero es la articulación de las fuerzas sociales de izquierda en América latina y es un esfuerzo muy grande donde nos articulamos para fortalecernos y hacer los cambios que hay que hacer en América Latina”, expresó Pérez.