El Décimo Tercer Congreso Latinoamericano de Extensión Universitaria concluyó el pasado jueves en La Habana, tras cuatro días de intercambios sobre experiencias y proyectos encaminados a la preparación de los futuros profesionales.

En la última jornada del evento académico el rector de la Universidad Nacional Agraria de Nicaragua, Telémaco Talavera, impartió una conferencia magistral sobre la integración de las universidades en América Latina y el Caribe y los procesos de extensión en la enseñanza superior.

En las sesiones anteriores del evento cientos de participantes de 20 países debatieron más de 400 ponencias y disfrutaron de talleres, conferencias mesas redondas y actividades culturales, en las que resaltaron la labor socio-comunitaria realizada desde la Universidad.

Al mismo tiempo, Nicaragua fue declarada por aclamación como sede del próximo XIV Congreso, a realizarse en 2017.

A continuación, presentamos la declaración final aprobada en el congreso:

Declaración final

El décimo tercer Congreso Latinoamericano de Extensión universitaria, que sesionó durante cuatro días en La Habana, con la presencia de 488 delegados e invitados de 19 países, de ellos 69 estudiantes, desarrolló exitosamente el programa profesional previsto, que incluyó 8 conferencias, 10 mesas redondas y paneles y 2 intervenciones especiales, además de la presentación de 489 ponencias en 27 talleres de debate, 16 sesiones de presentaciones de ponencias y 4 sesiones de póster, agrupados en los 4 talleres programados y las dos actividades especiales convocadas.

Distinguieron este Congreso, la dinámica de las sesiones de presentación de pósters con una altísima calidad, participación e intercambio en cada una de las propuestas. Asimismo, el desarrollo del Foro Cultural Universitario como espacio de presentación de una muestra de lo mejor del movimiento artístico universitario, posibilitó el acercamiento a las expresiones artísticas más genuinas de nuestros estudiantes.

También se impartieron los 6 curso-talleres previstos en el programa, con la participación de 357 delegados. A las 5 visitas especializadas a universidades de la capital asistieron 135 delegados extranjeros.

El Congreso trascendió los salones y se adueñó de todos los espacios del Palacio, aunando voluntades, en pos del interés de exponer realizaciones, proyectos, experiencias y sueños comunes para perfeccionar la labor extensionista, como contribución al desarrollo de nuestros países, bajo los principios de solidaridad y compromiso social.

La gestión integrada de la extensión acaparó la atención de numerosos delegados en las diferentes sesiones convocadas, desde las que se reafirmó la necesidad de profundizar en sus referentes teóricos, en lo importante y valioso de la planeación estratégica para la labor extensionista, en los caminos que pueden conducir a una gestión de calidad y en las particularidades del vínculo universidad sociedad para su materialización, como mecanismos que coadyuven a una mayor institucionalización y su reconocimiento académico.

De manera general, en los diferentes ámbitos del programa se abordó el aporte de la extensión universitaria como espacio de aprendizaje, reflexión y acción interdisciplinaria en interacción con la docencia y la investigación, corroborando su función formativa de profesionales socialmente responsables, con una conciencia crítica, en la búsqueda de alternativas para la gestión del desarrollo local y humano. En este sentido se ratificó la contribución de las prácticas artísticas y deportivas en la formación integral de los futuros profesionales.

Igualmente se destacaron los nexos de la extensión con la construcción y desarrollo de las políticas públicas y la necesidad de establecer alianzas estratégicas con los diferentes actores, organizaciones y entidades del territorio.

Temas como el protagonismo estudiantil, la necesidad de contextualizar la labor extensionista, el reconocimiento del valor de los saberes ancestrales de nuestros pueblos, el conocimiento y respeto de la historia y las tradiciones, se imbricaron con la necesidad de estimular la participación de todos los actores en el desarrollo de los proyectos, experiencias y prácticas extensionistas como principios de la promoción cultural que la sustenta.

De vital importancia resultó el análisis realizado en varias sesiones acerca del papel de la comunicación y sus nexos con la extensión universitaria, reconociendo la necesidad del intercambio de saberes y enalteciendo el estímulo a la construcción de conocimientos y la identificación de las mejores prácticas como base para el perfeccionamiento continuo de esta labor.

Modelos, estrategias, proyectos y experiencias confluyeron en los apretados espacios del programa científico donde primó el debate, el análisis profundo, el intercambio franco y la problematización de lo logrado, con la certeza de que el camino recorrido es solo el comienzo de lo que debemos hacer en aras de la transformación social y la formación de ciudadanos conscientes y comprometidos con la búsqueda del bienestar y el progreso estable de sus pueblos.

Se reafirma así el papel de la Unión Latinoamericana de Extensión Universitaria (ULEU) y su Congreso, como espacio académico institucional de la extensión más importante y representativo de las universidades latinoamericanas y caribeñas.

Los delegados latinoamericanos presentes en el Congreso se pronunciaron además, por la necesidad de eliminar el injusto bloqueo que por más de cinco décadas sufre el pueblo cubano.

El ansiado afán de integración enarbolado por los próceres de la independencia americana, encontró en los debates del Congreso terreno fértil para comprender, desde las particularidades de nuestros contextos, la necesidad de unirnos y tejer redes y espacios de encuentro que coadyuven a la búsqueda de soluciones a las problemáticas comunes y que propicien el diseño y la puesta en práctica de alternativas que se alcen como escudo a los intentos “globocolonizadores” que tratan de imponernos patrones culturales vacíos y deformantes, alejados de la esencia identitaria de nuestras naciones y de la savia misma de la Patria Grande.

Muchas gracias.