El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y su familia no fueron evacuados hoy de la Casa Blanca, durante la falsa amenaza de bomba que puso en agitación a la sede gubernamental.

Lo precisó el vocero Josh Earnest, al hablar con los periodistas luego de que volvió la normalidad al emblemático edificio.

Una amenaza telefónica forzó este martes un desalojo presuroso de la sala de prensa y del ala oeste, donde estaba Obama.

Tras una pormenorizada búsqueda no se halló ningún elementode peligro, informó personal de seguridad.