El Gerente de Operaciones de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal), Humberto Cornejo, manifestó que en los barrios Yuri Ordónez, Orontes Centeno y Jorge Navarro, del municipio de Tipitapa, existe desabastecimiento debido a que están ubicados en las partes altas. Ante ello la empresa ha estado recurriendo a garantizar el vital líquido a las familias a través de camiones cisternas.

Cornejo explicó que solo en el Orontes Centeno y el Jorge Navarro, un total de 650 casas habían estado siendo atendidas por las cisternas, sin embargo, refirió que con las primeras dos lluvias del invierno, este desabastecimiento se redujo a 350 familias, ya que a los restantes hogares sí les llegó agua mediante la red.

En comunicación con Tu Nueva Radio Ya, el Gerente de Operaciones de Enacal, manifestó que esto se debe a que las familias de los barrios bajos no han mal utilizado el servicio de agua potable.

“Nosotros queremos hacer el llamado para que seamos solidarios con los compañeros que están en las partes altas de los diferentes barrios de Managua y de los demás municipios del país, para que ahorremos, porque el agua que estamos desperdiciando en la calle la están necesitando los niños, los ancianos, las embarazadas, los enfermos”, aseguró.

Cornejo refirió que el gobierno hace bastantes esfuerzos para garantizar el servicio a las familias, sin embargo, subrayó que es difícil tener suficiente agua para cubrir el derroche.

“Creo que debemos ser consecuentes con la Madre Tierra”, refirió el funcionario, quien señaló que en Tipitapa en el alquiler de las cisternas Enacal invierte casi medio millón de córdobas mensuales.

Foto: Archivo