La Fiscal General de la República, Ana Julia Guido, aseguró que en Nicaragua no existe la tortura e informó que al Ministerio Público no ha llegado ninguna denuncia relacionada con el empleo de la tortura en el caso de Francisco Javier Ponce Sanarrusia, quien se suicidó en las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial.

Guido indicó que hasta el momento no se tiene denuncia de tortura y acusó de especuladores a algunos medios de comunicación que se empeñan en regar rumores falsos.

“La tortura no existe en Nicaragua”, afirmó y recordó que una misión del Comité Contra la Tortura de la ONU que recientemente visitó el país, destacó que en Nicaragua no existen esas prácticas.

La fiscal comentó que los rumores que riegan diversos medios de comunicación sobre el empleo de la tortura en el caso Sanarrusia no tienen ninguna lógica.

Señaló que en la región, Nicaragua es uno de los países con una tasa mínima de suicidios en las celdas. En este año solo se ha registrado un caso, mientras que en Costa Rica se dieron dos casos. En el resto de la región las tasas de suicidios en las celdas son mayores, indicó.

Guido recordó que existe un dictamen de Medicina Legal que explica claramente de qué forma murió Sanarrusia y desmintió que las instituciones del Estado estén confabuladas para hacer creer algo que no es.