El Almirante de la Fuerzas de Defensa de Japón y Comandante del Escuadrón de Entrenamiento de los cadetes que viajarán a Nicaragua en el buque Escuela de la Fuerza Naval de ese país, Yasuki Nakahata, visitó la sede diplomática nicaragüense en esa nación, para agradecer al embajador Saúl Arana, las gestiones que permitan el éxito de la misión que vendrán a desarrollar a Nicaragua durante el 19 y 22 de septiembre.

El Buque Escuela de la Fuerza Naval de Japón, atracará en nuestros puertos en septiembre próximo, para realizar una serie de ejercicios humanitarios y de cooperación, de acuerdo a la aprobación de su ingreso por parte de la Asamblea Nacional.

El embajador Arana, durante el encuentro con Nakahata, le patentizó el agradecimiento y bienvenida del Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas de Nicaragua, Comandante Daniel Ortega, Presidente de le República de Nicaragua, asegurándole que serán recibidos con el cariño y calor humano que caracteriza al pueblo nicaragüense.

En la reunión, Arana habló de diferentes tópicos de la realidad nacional, haciendo énfasis en las excepcionales garantías de seguridad ciudadana que existen en el país, así como la tranquilidad y paz social que reina entre todos los sectores sociales.

“Intercambiamos sobre el papel de las Fuerzas Armadas de ambos países y el importante rol que vienen desempeñando a favor de la preservación del medio ambiente, así como del apoyo que brinda el pueblo y gobierno de Japón, cuando se presentan situaciones que vulneran el medio ambiente y que tiene impacto negativo sobre la población. Situaciones tales como inundaciones, deslaves, terremotos, huracanes, sequías y otras secuelas producidas por estos fenómenos naturales”, expresó Arana.

Nakahata, por su parte, expresó que para toda la delegación japonesa, será una experiencia única la visita a Nicaragua, en donde esperan visitar la sede de la Fuerza Naval de Nicaragua, para hablar de temas de interés bilateral.

Destacó su interés de conocer sitios históricos y turísticos de Nicaragua, como las Ruinas de León Viejo, entre otros lugares que ha tenido información, gracias al internet y por boca de otros ciudadanos japoneses que han estado en el país.

Al final del encuentro, Nakahata dio una placa reconocimiento y agradecimiento por las informaciones brindadas al embajador Arana, quien hizo entrega al almirante de partituras de reconocidas piezas musicales nicaragüenses.

Patentizó su alegría por visitar Nicaragua en septiembre, emoción que también embarga a los 709 miembros de la Escuela Naval, entre estas 18 mujeres.