En el Senado mexicano se analizan hoy más de 30 iniciativas para crear una nueva ley sobre la desaparición forzada de personas.

Angélica de la Peña, del Partido de la Revolución Democrática (PRD)y presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, expresó que es necesario dar respuesta a los familiares de los 43 estudiantes de Ayotzinapa y a los miles que desde hace años buscan a sus hijos y parientes.

La desaparición forzada de los 43 jóvenes de la Normal Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa, ocurrió hace siete meses, entre el 26 y 27 de septiembre último, en Iguala, en el estado de Guerrero.

Mientras, el senador del PRD, Armando Ríos, planteó que la cifra oficial es de más de 25 mil desaparecidos en varios estados del país, la mayoría dominados por el narcotráfico y la violencia, como Durango, donde hay cinco mil 293 casos documentados o Tamaulipas, con dos mil 139.

El presidente de la Comisión de Justicia, Roberto Gil, del Partido Acción Nacional, comentó que la nueva ley además de brindar respuesta a las víctimas debe prevenir y combatir la desaparición forzada y sentar las bases para acabar con la impunidad.

Añadió que según estadísticas oficiales, solo seis de cada 291 averiguaciones previas sobre este asunto concluyen con una sentencia.

Por su parte de la Peña dijo que dicha ley definirá "dos tipos de delitos: el que tiene que ver con la desaparición forzada perpetrada por agentes del Estado, o el que se comete por particulares, es decir, los estragos de la delincuencia organizada".

Subrayó la necesidad de tener un registro nacional de desaparecidos, otro para datos forenses (ADN) y un solo protocolo para la declaración de ausencia de personas.

Recalcó que la nueva legislación priorizará el hallar con vida a los desaparecidos y la seguridad de las familias y testigos.

La víspera, madres de desaparecidos en México, muchas portando las fotos de hijos o hijas, partieron desde el Monumento a la Madre hasta el Ángel de la Independencia, dos emblemáticos lugares del Distrito Federal, para demandar su regreso con vida.

Ellas participaron en la IV Marcha de la dignidad nacional: Madres buscando a sus hijos e hijas, buscando la justicia y verdad.