En el marco de la campaña turística “Mayo… es Ya!” los artesanos del combativo barrio Monimbó se tomaron la Avenida de Bolívar a Chávez, para mostrar y enamorar con su cultura y sus bellas artesanías en ropa, calzado, hamacas y juguetes tradicionales, que siempre son del agrado de las familias nicaragüenses.

También las familias de la capital que llegaron a este Tiangue Monimbó, pudieron comprar verduras, frutas y frescos naturales, todo parte de la variedad de productos que cosechan los pequeños agricultores de la llamada Ciudad de las Flores y particularmente del aguerrido barrio indígena.

La tradicionalista Martha Toribio Navarro, actual coordinadora del Toro Venado El Malinche, detalló que la cultura monimboseña, es rica en historia, en lucha y entrega con la Revolución Sandinista, por eso todos los artesanos respaldan todas y cada una de las actividades promovidas por el Gobierno Sandinista.

“Ya llevamos tres meses aquí, estamos trayendo la artesanía de Masaya, entre estos trajes típicos, todos los derivados de la palma, del jícaro, y estamos haciendo las presentaciones artísticas del toro venado del Malinche, los bailes de inditas, del mestizaje, para hacer una atracción turística y traer lo propio de Masaya, de los artesanos, del pueblo de Monimbó, este tiangue es dedicado a nuestros héroes y mártires, a los artesanos y tenemos que enaltecerlo con nuestra cultura y artesanía”, señaló Toribio.

El artesano de Hamacas, compañero Nelson Mena, dijo que el tiangue le ha permitido mejorar la economía de su hogar, pues desde que sus creaciones son expuestas en el tiangue, las familias están comprando para llevarlas a sus hogares.

“Esto es un beneficio para todos, para el pequeño artesano y nuestro gobierno revolucionario, está dando espacios, más tiangues, para que vengamos nosotros y tengamos más apoyo de las familias de la capital, que están comprando nuestra artesanía y que el pueblo nos busque porque estamos ofertando con precios accesibles y de calidad”, dijo Mena.

Entre los pequeños productores de Masaya que participan en el tiangue Monimbó, se encuentra doña Reina González, que vende frutas y verduras, pero cuando la entrevistamos ya tenía la mayor parte vendida.

“Vengo llena de productos y cuando me voy no llevó nada, gracias a Dios y al Presidente Daniel Ortega, a doña Rosario Murillo, a doña Marta Toribio, por todo el apoyo que recibimos del gobierno, de las familias que vienen hasta este tiangue”.

Las familias no solamente pueden comprar las artesanías de Monimbó, también disfrutan del folclor de ese aguerrido Masaya, el torovenado del Malinche hace diversas presentaciones, igual el baile de inditas, conforman la cultura de ese pueblo que con su sangre abonó a la Revolución Sandinista que garantiza una patria libre y soberana.

En este tiangue se puede encontrar los deliciosos tamales pisques, caites, jícaras, guacales, trajes de inditas e inditos, canastos, variedades de derivados de la palma como sombreros, canastas, chinos de manila, marimba, juguetes de madera, entre otros.
Jorge Sandoval del barrio Cristo del Rosario, llegó junto a su esposa al Tiangue Monimbó a presenciar los actos culturales, los bailes folclóricos, pero también se compró una cotona tradicional de Masaya.

“Vine a pasar un rato tranquilo, mi familia es de Masaya y conozco bastante, pero me gusta venir, que vengan a divertirse, no se van a arrepentir, la cultura de Monimbó es rica en historia, eso es lo importante que conozcamos nuestro país”, señaló Sandoval.

En iguales términos se refirió Oscar Orozco, que visitó el tiangue Monimbó y el tiangue de productores, calificando ambos espacios como muy buenos para incentivar la unidad familiar.

“Ha sido un beneficio muy bueno, porque realmente la gente viene a divertirse, a compartir, viene a comer y eso es muy bueno lo que hace el gobierno, estos espacios se necesitaban porque son una distracción muy buena”, dijo Orozco.

En el tiangue de productores se puede adquirir frutas tropicales como papayas, piña, sandias, pero también puede comprar bellas maceteras, refrescos y otros productos de pequeños dueños de negocios.