Una amplia zona del centro de Estados Unidos se mantiene hoy en alerta ante la amenaza de nuevos tornados luego que uno de ellos causó la muerte a una persona y heridas a otra en Texas el sábado, informaron autoridades.

La víspera un tornado pasó por el condado de Eastland, al oeste de la zona de Dallas-Fort Worth, en Texas, causando las víctimas y severos daños, confirmó Walter Fairbanks, jefe del Departamento de Bomberos de Cisco.

Phillip Arthur, jefe del departamento de bomberos del condado de Eastland, declaró a la televisora CNN que hay casas dañadas, líneas eléctricas caídas y bloqueos de carreteras.

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS) registró dos tornados más en el este de Colorado, uno cerca de Eads, 20 millas al sur de Kit Carson, desplazándose hacia el noreste a 35 mph. Un segundo tornado se registró seis millas al norte de Karval y otros cuatro tornados fueron reportados en Colorado según NWS.

El sábado en la tarde fueron emitidas alertas de tornados y tormentas eléctricas en seis estados: Arkansas, Colorado, Kansas, Nebraska, Oklahoma y Texas, un área donde residen donde millones de personas.

Los pronósticos anticipan para este domingo tormentas severas dispersas en la parte oriental de las Grandes Llanuras hacia el este desde Ohio hasta parte del valle del Mississippi, aunque el mayor potencial de tormentas severas ocurrirá en áreas de sureste de Oklahoma, en el norte de Texas, y en la parte media del Valle de Missouri.