Aunque los nuevos mapas de las Cuencas Hidrográficas de Nicaragua serán presentados el próximo 14 de mayo por autoridades del Gobierno Sandinista, el especialista del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (Ineter), doctor José Milán, adelantó este viernes de qué tratarán los mismos.

El profesor Milán detalló que estos mapas se han venido desarrollando en trabajo articulado con el Ineter y la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), con el financiamiento de la Cooperación Alemana.

Explicó que los trabajos de actualización sobre las cuencas hidrográficas, tiene una importancia somera para Nicaragua, tomando en cuenta que los mapas que existen hasta entonces (y diseñados en los años 50 y 70), fueron hechos de forma manual y en relieve.

“Actualmente los mapas que nosotros tenemos, que se hicieron como parte de un programa regional en los años 70, estaban basados en mapas de relieves que se hicieron a mano desde los años 50, como parte de un esfuerzo centroamericano de unificar cuencas a nivel centroamericano”, explicó.

Sostuvo que con este nuevo estudio, se ha logrado saltar a valorar el recurso hídrico, no como tradicionalmente se venía haciendo, sino como unidades hidrológicas más pequeñas.

Explicó que los mapas antiguos registraban 21 cuencas en Nicaragua; de estas 13 drenan al Océano Atlántico, y 8 drenan al Océano Pacífico; contrario a los nuevos mapas, que definen 540 nuevas unidades hidrológicas.

“Esto permite poder entender que es mucho más fácil y flexible estudiar unidades hidrológicas mucho más pequeñas, ya delimitadas con precisión satelital y con una nueva codificación, que equipara nuestros recursos hídricos no solamente con la región centroamericana, sino con todo el continente Americano”, destacó.

El doctor Milán reiteró que este estudio se traduce como un salto cualitativo y cuantitativo, para el conocimiento, planificación y manejo de nuestros recursos hídricos, tomando en cuenta que en los viejos mapas había algunas impresiones que definir de las escalas de las cuencas.