La sala mayor del Teatro Nacional Rubén Darío (TNRD) fue el escenario de la puesta en escena de la Opera-Ballet “Le Villi”, del compositor italiano Giacomo Puccini (1858-1924).

El elenco de alto nivel de esta obra fue encabezado por el tenor nicaragüense Laureano Ortega Murillo y la soprano Elisa Picado, quienes dieron vida a los personajes protagónicos de Roberto y Anna.

El espectáculo permite no solo deleitar a los amantes de la opera de una presentación de calidad, sino que promueve el arte, cultura y talento de músicos de nacionalidades nicaragüenses, costarricenses e italianos, siendo Nicaragua el único país de la región donde se presentará tan majestuosa obra durante dos ocasiones.

El compañero Ramón Rodríguez, director del Teatro Nacional, destacó que la realización del espectáculo se debe al esfuerzo conjunto de las autoridades de nuestro país y la Fundación del Festival Pucciano de Italia.

“Acá se está demostrando el respaldo de nuestro gobierno para con la promoción de un género muy difícil y exclusivo, la opera reúne muchos elementos de las artes, en este sentido hemos venido dando pasos desde el año 2000 cuando efectuamos la primera ópera con Camerata Bach, en ella se incluye Tosca, Caballería Rosticana y ahora presentamos Le Villi, siendo la primera vez en la historia centroamericana” destacó.

La obra compuesta por tres actos, narra una tierna y hermosa historia de amor entre Roberto y Anna, además cuenta con piezas musicales de Giocomo Puccini y el libreto en italiano de Ferdinando Fontana, la cual se basa en el cuento Les Willis de Alphonse Karra.

“Me siento feliz de estar por cuarta ocasión trabajando con nuestros hermanos del TNRD, esta es una obra mejor que la anterior, es una co-producción de Italia y Nicaragua, siendo este país el único en toda la región que podrá disfrutarlo. Nicaragua cuenta con mucho talento y cuentan con equipos especialistas, así como su coro y estructura” destacó Franco Moreti, Director de la Fundación del Festival Pucciano.

Quienes asistieron a presenciar la obra, destacaron la gran calidad de la puesta en escena.

“Muy linda la presentación, los artistas preparados con mucho profesionalismo, creo que en temas de cultura Nicaragua va avanzando muy bien, porque ahora somos más los que disfrutamos de la ópera y acudimos a presenciar este tipo de espectáculos”, concluyó Susana Martínez, asistente al evento.