La familia católica de la comunidad Los Rincones del municipio de Masatepe concluyó este domingo con las fiestas patronales en honor al Señor de Veracruz al celebrar una solemne eucaristía presidida por Su Eminencia Reverendísima Cardenal Leopoldo José Brenes Solórzano y finalizar con la procesión de la imagen de Jesús Crucificado.

“Es motivo de gozo y alegría que un año más nos podamos reunir alrededor del Altar para celebrar a Jesucristo, Jesucristo clavado en la Cruz, signo de nuestra redención. Ustedes al igual que otras comunidades de nuestra Arquidiócesis el día de hoy celebran este acontecimiento que ha marcado la vida de la humanidad […] creo que hoy muchos de nosotros al mirar la cruz y a Jesús Crucificado obtenemos el alivio a nuestras almas”, manifestó el Cardenal Brenes durante la homilía.

Su Eminencia invitó a los fieles a renovar su confesión de fe durante la celebración de las fiestas Jesús en la Cruz, preguntándose cuál ha sido la acción, la gracia y el momento que el Señor ha estado en sus vidas y que los ha marcado para siempre.

“Yo diría que ustedes y yo hoy ante esta bella imagen del Señor de Veracruz, clavado en la Cruz, también podamos confesar nuestra fe y podamos decir: creo firmemente que tú que estás crucificado has resucitado, que tú que eres la muestra de ese amor del Padre también nos amas y nos amas intensamente porque desde la Cruz nos das vida y vida en abundancia”, exteriorizó.

Bienestar, salud, fortaleza para afrontar los diversos problemas de la vida, la paz y tranquilidad familiar son algunas de las peticiones que hacen los devotos a esta milagrosa imagen.

Para Wilber Octavio García Cruz la fe en el Señor de Veracruz ha sido una verdadera bendición para su familia, lo que los mueve a ser fieles devotos y sentirse cada día con más energía, porque gracias a Él logró sanar de una apendicitis crónica y ha llenado de salud a toda su familia.

“Es una devoción que se ha venido transmitiendo en mi familia y como católicos siempre le hemos tenido mucha fe al Señor de Veracruz porque cuando estuve enfermo le pedí que me curara y aquí me tiene celebrando sus fiestas patronales”, expresó Juan Francisco Rodríguez García, habitante de Los Rincones.

Rodríguez destacó la importancia de que los católicos se mantengan firmes en su fe para que les sean concedidos los milagros por el Señor de Veracruz.

Bertha Velázquez afirmó que cada año llega hasta la capilla de Veracruz en Los Rincones para cumplir su promesa con el Señor de Veracruz para reiterar su compromiso de continuar asistiendo a las festividades en su honor a cambio de recibir salud y bienestar en su familia.

“Todos los años vengo, le tengo mucha fe, mucha devoción porque varios milagros me ha hecho el Señor y yo le tengo mucha fe, porque cuando tengo algún problema siempre me encomiendo a Él y rápido soluciono mis problemas”, declaró Juana Medina.

Una vez que finalizada la eucaristía, la imagen del Señor de Veracruz recorrió algunas de las calles de la comunidad Los Rincones para luego concluir con la entrega de la tradicional masa cazuela con chicha de maíz en la casa del mayordomo de las fiestas patronales.