El incendio que se originó este domingo a eso de las 3:30 pm en el sector ferreterías del Mercado Roberto Huembes de Managua fue completamente controlado gracias a la rápida actuación de la Policía Nacional, la Dirección General y el Benemérito Cuerpo de Bomberos, así como las autoridades de la Alcaldía de Managua y los comerciantes organizados.

Según las autoridades de CONMEMA en el Huembes, la ferretería Regalo de Dios, perteneciente a la Gloria y Mariela Soza fue la que sufrió el mayor impacto del fuego, seguido de la también ferretería de Nubia Leyton.

Del siniestro no se reportan pérdidas humanas y según la Cruz Roja, solamente prestó atención de primeros auxilios a Mariela Soza producto de los nervios y uno de los ciudadanos que participó de los trabajos para controlar el siniestro, debido a la insolación provocada por las llamas.

Además se registran menores afectaciones colaterales producto de los intentos de apagar las llamas en las tiendas de Liliam Vásquez y Yadira García, quienes comercian con zapatos y cosméticos respectivamente.

Respuesta rápida evita mayores daños

Al lugar del incendio se hicieron presentes prácticamente de inmediato las autoridades del Distrito V de la Alcaldía de Managua, para suministrar el agua necesaria para combatir las llamas, según informó la delegada, Compañera Jennifer Porras.

“Este mercado ya ha tenido 3 experiencias de simulacro, han sido orientados por el Comandante Daniel, la Compañera Rosario, nos hace un poco más positiva la misión porque ya los dueños de tramo ya tienen las medidas de seguridad que toman ellos en principio”, agregó la delegada.

Por su parte el Enrique Chavarría Meza, Comandante Primer Jefe del Benemérito Cuerpo de Bomberos indicó que gracias a los esfuerzos de concientización que se han realizado en los centros de compra de la capital se han obtenido resultados positivos. Sin embargo explicó que junto a la Dirección General de Bomberos seguirán trabajando en ese sentido.

“En lo concerniente a la concientización de los peligros que se corren tanto en el hogar, como en los centros de trabajo. Para esto lo que estamos haciendo es visitando casa por casa, centros de trabajo, instituciones del Estado, revisando conexiones eléctricas”, detalló, recordando al mismo tiempo que este trabajo se retomó desde la semana pasada.

Para controlar las llamas se requirió poco más de una hora y el trabajo de unos 100 efectivos policiales, 35 bomberos voluntarios, 35 miembros de la Dirección General de Bomberos y dos ambulancias de la Cruz Roja de la unidad 33 a cargo de Lesther Munguía.

De momento se conoce que la causa del siniestro pudo haber sido por trabajos de soldadura que se hacía a la altura del techo en una de las ferreterías, sobre unos recipientes con material inflamable, aunque las autoridades de la Policía Nacional todavía no han confirmado esta teoría.