Cada fin de semana, acuden más familias a disfrutar de los diferentes atractivos que ofrece la Avenida de Bolívar a Chávez.

En ella se puede disfrutar de la “Casona del Café”, espacio creado para compartir y degustar de una taza de nuestro privilegiado grado, cosechado ya sea en Matagalpa, Jinotega o Nueva Segovia.

Cada quien tiene sus preferencias y así lo reflejan quienes visitan este lugar.

“El café que más me ha gustado es el de Nueva Segovia porque tiene un sabor muy dulce y a mí eso me encanta. Lo he comprado en bolsa y con las amistades vengo a consumirlo cada que puedo”, dijo Mercedes Alemán.

Muy cerca de la “Casona del Café”, se encuentra la “Hormiga de Oro”, un espacio que alterna el deporte con los riquísimos batidos, helados, sorbetes y raspados que ahí se ofrecen a precios accesibles.

“Es muy acogedor, está bonito, es muy propio de los nicaragüenses. Los niños se vienen a divertir”, afirmó Tania Morales.

“Hoy me estoy tomando una limonada y me parece excelente, además veo que hay frutas, algo muy saludable”, mencionó.

Dentro del Parque el Alba, jóvenes de todas las edades llegan a practicar con sus bicicletas y patinetas, disfrutando de la tranquilidad y seguridad que brinda el lugar, además que aprovechan para refrescarse con la variedad de productos de la “Hormiga de Oro”.

“He venido dos veces aquí y he visto que es muy productivo para la juventud porque si se puede fijar está lleno de chavalos aquí”, mencionó el joven practicador de skateboarding, Jaime Pérez.

Resaltó que “Hacían falta lugares en los que pudiéramos venir a recrearnos y estar tranquilos y este parque ha logrado esas dos cosas”.

Al seguir recorriendo la Avenida, ahí las familias, amigos y parejas, se encuentran con la “Casa del Maíz”, donde encontramos una gran variedad de productos elaborados a base del grano.

“Vine a ver el carnaval y me llamó la atención que hay productos hechos en distintas partes del país. Ahora ya sé que puedo venir a comprar y veo que tienen buenos precios”, dijo José Ayestas.