La empresa alemana “Kaffeeroesterei Kirmse” apoya el comercio justo del café proveniente de cooperativas de mujeres campesinas de la región de Jinotega.

La comercializadora y tostadora de café “Kaffeeroesterei Kirmse” ubicada al sur de Alemania promueve “Flores del Café", un café generado exclusivamente por mujeres campesinas de la región de Jinotega. Con la venta de este producto las cooperativas crean un fondo de ayuda financiera que proporciona microcréditos.

“Con estos fondos se pueden adquirir tierras para proyectos agrícolas, así como para el cultivo del café”, afirmó el Sr. Jens Kirmse, Gerente propietario de Kaffeeroesterei Kirmse.

Los pequeños productores necesitan la compra de equipos, instalación de sistemas de riego y todo lo referente al cultivo del café. A través de estos microcréditos, mujeres campesinas nicaragüenses pueden lograr por medio del café contribuir a mejorar la calidad de vida de sus familias y fortalecer su independencia.

“Flores del Café”, nombre del producto comercializado en Alemania, se cultiva a una altura de 1100m a 1400m. Se cosecha a mano, con amor. Este café de tipo arábigo está disponible en las variedades Cattura y Catuaí. Se inspira por una ligera acidez y una enorme riqueza de sabores y es versátil en la preparación, ya sea como expreso o café. Posee un sabor aterciopelado sin amargura.

El comité de cooperativas ALDEA produce "Flores del Café" en colaboración con más de 1.500 pequeños productores y 500 pequeños agricultores nicaragüenses.

Las fincas de cafés reúnen alrededor de 3 hectáreas. La asociación de cooperativas ALDEA recibió de Rainforest Alliance los certificados de café de OCIA y BIOLATINA 2011 para el comercio justo y fue galardonado con la etiqueta SPP cuyas siglas en inglés quiere decir “Small Roducer’s Symbol”.