El Comité de Solidaridad Nicaragua-Palestina y la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos, demandaron a la comunidad internacional mayores esfuerzos para exigir a Israel la liberación de los miles de palestinos que están presos en las cárceles sionistas sin derecho a defensa.

La exigencia de los comités de solidaridad nicaragüenses se da ocasión del Día del Prisionero Palestino, cuando actualmente hay en las mazmorras de Israel unos 6 mil 500 niños, jóvenes, mujeres y hombres palestinos.

Desde 1967 se han registrado más de 850 mil arrestos por Israel, de estos, 85 mil han ocurrido a partir del año 2000.

El Co coordinador del Comité de Solidaridad Nicaragua-Palestina, Paul Oquist, refirió que el 100% de estos prisioneros han sido sometidos a torturas físicas o psicológicas.

De acuerdo a Oquist, un gran problema son las "detenciones administrativas", de las cuales desde el 2000 se han emitido más de 24 mil órdenes.

Igualmente preocupante es la intensificación del arresto de niños (3 mil 755) en los últimos 4 años.

Oquist catalogó como criminales estas acciones de Israel, y aseguró que lo que hacen es profundizar aún más la crisis y el conflicto.

“Demandamos a la comunidad internacional reaccionar y no seguir siendo cómplice silenciosa de la violación sistemática de los derechos humanos y de los derechos de propiedad del pueblo palestino”, manifestó Oquist.

Una larga historia de solidaridad

El Procurador de Derechos Humanos, Omar Cabeza, destacó por su parte, que la amistad y solidaridad entre Nicaragua y Palestina tiene una larga historia. Recordó que miembros del Frente Sandinista, como Patricio Argüello Ryan ( 1970) murieron combatiendo por la causa del pueblo palestino.

Palestina tiene derecho a ser independiente

Nasser Silwany, Presidente del Comité Parlamentario de Solidaridad con Palestina reiteró el llamado a que se reconozca el derecho de Palestina como un Estado miembro de las Nacionales Unidas, y por lo tanto, libre del yugo israelí.

El diputado nicaragüense exigió de la misma forma la liberación de los prisioneros, incluido aquellos funcionarios del gobierno palestino, arrestados bajo la figura ilegal de “detención administrativa”.

El Embajador de Palestina, Mohammed Saadat, agradeció el respaldo del Comandante Daniel Ortega, de la Compañera Rosario Murillo y de toda Nicaragua a la causa de su pueblo.

“La causa de los prisioneros palestinos es una de las causas donde se refleja la violación israelí, la brutal violación israelí contra los derechos humanos”, subrayó.

Saadat expresó que las detenciones administrativas practicadas por Israel son un arma ilegal con la cual se puede mantener bajo arresto a una persona desde 6 meses hasta 5 años, sin ningún tipo de cargos.