La VII Cumbre de las Américas, celebrada el pasado 10 y 11 de abril en Panamá, fue exitosa, valoró el magistrado Francisco Rosales, tomando en cuenta que la misma consolidó la unidad latinoamericana, tal y como lo propone el General Augusto C. Sandino el 20 de marzo de 1929 en su proclama ‘El Supremo Sueño de Bolívar’.

“La cumbre es exitosa porque logra la solución pacífica y el entendimiento entre los pueblos, y consolida la unidad Latinoamericana. La unidad de los Estados Latinoamericanos, la creación de la nacionalidad latinoamericana, que plantea el General Sandino, y por la cual abogó el Comandante Daniel Ortega en su participación”, destacó el magistrado de la Corte Suprema de Justicia.

Expuso que el Presidente Daniel ratificó una vez más, durante esta cumbre, la necesidad que Puerto Rico acceda a su independencia.

"Que Obama defina este procedimiento, para que en la Asamblea General de las Naciones Unidas, y dentro del marco del Comité de Descolonización, se establezca un procedimiento para que un día Puerto Rico acceda a su independencia”, manifestó.

Detalló que el 72% de la población de Puerto Rico ha dicho en las encuestas que quieren ser independientes. Además, que la mayoría de la población de Puerto Rico habla español (no inglés).

“Creemos que esta cumbre pasa a conocerse como la ‘Cumbre de la Reconciliación’, ya que ganan los pueblos. De los Estados Unidos, quedó en evidencia que el poder de las transnacionales, es el que decide de las políticas, y ojalá que logre el Presidente Obama que el senado ratifique el levantamiento del embargo a Cuba”, manifestó.

El magistrado Rosales, expresó que la cumbre ha sido un logro extraordinario, en tanto se avanzó en el restablecimiento de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos, y por otro lado, se dio la oportunidad que el Presidente Nicolás Maduro pudiera plantear el rechazo del decreto del Presidente Barack Obama, al declarar a Venezuela una amenaza.