El presidente Otto Pérez Molina destacó hoy los avances de la propuesta de Guatemala para la regularización del mercado de las drogas, la cual fue discutida en asambleas de la Organización de Estados Americanos celebradas en su país.

Al intervenir en la VII Cumbre de las Américas, el mandatario guatemalteco recordó que hace tres años en la cumbre de las Américas en Cartagena de Indias, Colombia, llamaron a un diálogo para la regularización del mercado de las drogas, iniciativa que recibió el respaldo de países de la región.

Consideró que se han realizado avances significativos en ese tema tras celebrarse en Guatemala dos reuniones de la OEA en junio de 2013 y septiembre de 2014, de las cuales emanaron la Declaración de Antigua y la Resolución de Guatemala.

Al respecto, el jefe de Estado destacó que la nueva política antidrogas pone al ser humano en el centro y no a la sustancia.

Referido a la crisis generada a raíz de que 67 mil menores (salvadoreños, guatemaltecos y hondureños) viajaron el año pasado a Estados Unidos, se decidió que los cuatros países mencionados impulsaran la denominada Alianza para la Prosperidad.

Con la implementación de los programas de esa Alianza en las tres naciones integrantes del Triángulo Norte, se busca desarrollo social y económico para que la migración sea una opción y no una obligación, indicó el gobernante.

En ese sentido, agradeció al presidente estadounidense, Barack Obama, por el respaldo dado y al mandatario Enrique Peña Nieto y al pueblo mexicano por el acompañamiento.

Aprovechó la ocasión, para reiterar el llamado al sector privado y a la sociedad civil a que inviertan y respalden la mencionada Alianza. Calificó de un paso histórico el hecho de que los gobiernos de Guatemala y Honduras acordaran concretar a partir de diciembre próximo la Unión Aduanera.

"Alrededor de 25 millones de habitantes de los dos países se beneficiarán con este convenio, ya que se espera la generación de empleo en ambas naciones", dijo ayer Pérez Molina, tras firmar el convenio de la Unión Aduanera con su par hondureño, Juan Orlando Hernández.

Durante su discurso el sábado, el presidente guatemalteco también reconoció el apoyo brindado por el secretario general de la OEA, José Miguel Inzulsa, en el proceso para que Guatemala y Belice resuelvan un centenario diferendo marítimo y territorial.

En otro momento, recordó que desde diciembre del año pasado, Guatemala manifestó su felicitación a Estados Unidos y Cuba por iniciar el diálogo.

"Estamos convencidos que solo mediante el diálogo franco y sincero se pueden solucionar los problemas", señaló, al celebrar el restablecimiento de las relaciones entre ambas naciones.

Reconoció los esfuerzos del presidente colombiano, Juan Manuel Santos, para que cese el conflicto armado en su país y se solidarizó con el pueblo, gobierno y mandataria de Chile, Michelle Bachelet, por las recientes inundaciones que afectaron al país suramericano.