El presidente boliviano, Evo Morales, descartó hoy que los pueblos de Latinoamérica constituyan una amenaza para Estados Unidos, y advirtió que, en todo caso, lo son para las transnacionales.

Creo que en realidad los países miembros de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), son una amenaza para las transnacionales neoliberales, impotentes para saquear nuestros recursos naturales, pero jamás serán una amenaza para la seguridad de Estados Unidos, señaló Morales en conferencia de prensa.

El mandatario boliviano preguntó al respecto "¿cómo pueden constituir una amenaza para Estados Unidos, países como Panamá, Bolivia, Cuba, Venezuela, con qué pueden poner en peligro su seguridad nacional?".

Los países de Latinoamérica y el Caribe, miembros de la Celac, son solidarios, dispuestos a colaborar entre sí para el desarrollo económico de nuestros pueblos, y eso lo vamos a corroborar aquí en la Cumbre de jefes de Estado, afirmó el primer mandatario indígena de Bolivia.

Morales reiteró su apoyo a Venezuela en su reclamo para conseguir que el presidente estadounidense Barack Obama derogue el decreto en el cual se acusa a ese país de ser una amenaza para el pueblo y gobierno estadounidenses.

Acompañamos ayer al presidente Nicolás Maduro y a su pueblo en la recogida de firmas para derogar ese decreto -inadmisible- porque somos parte de la patria grande, de la América libre, y es nuestra obligación estar unidos cuando hay una agresión de carácter económico, político o militar, aseveró Morales.

En cuanto al desarrollo económico alcanzado por Bolivia, aseguró estar muy contento por el reciente informe de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), en el cual resaltan a Panamá y a su país como los de mayor progreso en cuanto al crecimiento de su Producto Interno Bruto.

Nuestra política es de lucha contra la pobreza, por eso nos basamos en el comercio, la solidaridad, la colaboración, dijo.

Por eso la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos (Alba-tcp), derrotó hace rato al Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA), un mecanismo que saqueaba nuestras economías, destacó.

Evo Morales explicó que, cuando llegó a la presidencia de su país, las reservas eran de apenas mil 700 millones de dólares, y que hoy, Bolivia cuenta con más de 16 mil millones.

Esa es la base de los procesos de cambio que se viven actualmente en Latinoamérica, trabajamos para el desarrollo de nuestros pueblos, en aras de independizarnos política, económica, cultural e ideológicamente del imperio capitalista, reafirmo.