Por segunda ocasión, 500 familias humildes del distrito cuatro de la capital protagonizaron la entrega del Plan Techo, programa que desarrolla el Gobierno Sandinista con el objetivo de mejorar la calidad de vida de aquellas personas que presentan afectaciones en la infraestructura de sus viviendas.

Muchos de los protagonistas son personas de la tercera edad, quienes afirman que únicamente con el apoyo brindado por el gobierno van a poder tener mayor seguridad en sus viviendas, tomando en cuenta que el mal estado de sus techos, por años les ha ocasionado incomodidades sobre todo en el periodo de invierno.

“La situación económica nuestra es bastante difícil y al recibir este aporte del gobierno nos sentimos bendecidos porque ahora nos va a servir para cambiar la parte más dañada del techo de la casa como es los cuartos” dijo Julio Mejía.

“Hace algunos meses logré cambiar una parte del techo de la casa pero debido a los costos que eso implica, el dinero no me alcanzó para cambiarlo en su totalidad, ahora que me entregan estas diez láminas de zinc voy a tener mi casa mejor, segura y eso me brinda tranquilidad en lo absoluto” manifestó Cecilia Ordeñana.

“Con la entrega del zinc considero que me estoy ahorrando más o menos unos tres mil córdobas, lo cual no he podido comprar por mi cuenta, ahora que el gobierno nos ha tomado en cuenta nos sentimos gozosas y de ahora en adelante tendremos una mejor manera de vivir” expresó Matilde Flores.

La compañera Reina Rueda, Secretaria del Concejo Municipal destacó que la voluntad del Gobierno Central cada día se ve reflejada en acciones que garantizan la seguridad de las familias humildes de todo el país.

“Seguimos avanzando en los diferentes programas de restitución de derechos que tiene nuestro gobierno para las familias nicaragüenses y efectivamente esta es la segunda entrega de Plan Techo en este distrito cuatro donde 500 familias a partir de hoy contarán con un techo digno y ese es el empeño de nuestro gobierno, seguir avanzando en mejorar las condiciones de nuestros hermanos y hermanas” concluyó.