Laura Schwartz, exdirectora de Eventos de la Casa Blanca durante la Administración Clinton, visitó Finlandia para brindar conferencias sobre liderazgo a mujeres ejecutivas.

Comunicadora social y periodista de diferentes cadenas internacionales, Schwartz ha sido seleccionada por distintos medios norteamericanos como una de las oradoras más destacadas. En febrero pasado, la revista Successful Meetings la eligió como uno de los siete conferencistas motivacionales más sobresalientes en los Estados Unidos.

Schwartz se reunió con el embajador de Nicaragua en Finlandia, Ricardo Alvarado, a quien manifestó su reconocimiento por los logros de la mujer nicaragüense.

Alvarado comentó a Schwartz que de acuerdo al Informe Global de la Brecha de Género 2014, del Foro Económico Mundial (FEM), Nicaragua comparte con los países nórdicos los primeros lugares en igualdad de género, posición que nuestro país ha afianzado, gracias a su sólido desempeño en materia de salud, espacios de representación política y educación, en donde la mujer nicaragüense forma parte fundamental en la toma de decisiones.

Schwart expresó su admiración por el liderazgo de la mujer nicaragüense, señalando además que “todas las naciones, sin excepción, deberían convivir en igualdad de condiciones, independientemente de su tamaño y capacidad económica; el mundo sería un mejor lugar si todas y todos tuviéramos igual derecho a voz”.

“La interdependencia, la diversidad, el respeto mutuo, son elementos fundamentales que todas y todos tenemos que impulsar”, agregó la periodista.

También Schwartz, quien integra las juntas directivas de varias organizaciones filantrópicas, abordó con el embajador nicaragüense las posibilidades de colaboración en diferentes áreas del desarrollo.

“Sería un honor para mí visitar Nicaragua en el futuro”, afirmó Schwartz, autora del best-seller “Eat, Drink & Succeed”, quien también durante la conversación dedicó elogios a la cultura nicaragüense, incluyendo la culinaria, declarándose fan del tradicional gallo pinto y de las artesanías nicaragüenses.